Buscan que programas de TPS y DACA sean prorrogados

La delegada Ana Sol Gutiérrez (centro) pide una mayor presencia de los hispanos en momentos decisivos. Foto: Ramón Jiménez.

Por Ramón Jiménez

Empresarios de las diferentes áreas en las que se desenvuelven los trabajadores hispanos en el Distrito de Columbia, Maryland y Virginia lamentan la escasez de la mano de obra calificada, debido a la inseguridad que sienten ante las medidas adoptadas por la administración Trump, que afecta directamente a quienes están amparados bajo los programas TPS (Estatus de Protección Temporal) y DACA (Consideración de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia).

Un aproximado de 302 mil personas de El Salvador, Haití y Honduras están protegidos bajo el TPS, de los cuales 47 mil 500 viven en la región metropolitana de Washington, según datos del Centro para Estudios Migratorios.

Otros estados donde se concentra el mayor número de TPSianos es California (55,000), Florida (44,800), Texas (44,800), Nueva York (26,000), Nueva Jersey (13,900), Carolina del Norte (13,100)

“No solo nos faltan trabajadores sino clientes en nuestros negocios”, señaló Ciro Castro, quien posee un restaurante en Maryland.

También las compañías de construcción y de otras áreas están cortas de trabajadores, indicaron los empresarios durante una reunión urgente celebrada en el condado de Arlington, Virginia con miras a definir las estrategias a seguir para pedir a las autoridades estadounidenses que los beneficiarios del TPS y DACA no sean deportados cuando se venza el amparo temporal.

El Departamento de Seguridad Interna (DHS) tiene que decidir si extender el TPS para 57 mil hondureños el próximo 6 de noviembre y el 23 de noviembre para 50 mil haitianos mientras que para los 195 mil salvadoreños la fecha es el 6 de enero de 2018.

“Si pierden el TPS los salvadoreños se perderían 50 mil millones”, aseguró Jaime Contreras, un dirigente sindical cuyos afiliados suman más de 2 millones.

Abel Núñez, director del Centro de Recursos para Centroamericanos (CARECEN) recomienda “exigirle a este gobierno [del presidente Trump]”.

“El TPS no es perfecto, pero ha funcionado por 20 años, y si lo llegan a quitar sería devastador. Están atacando totalmente a nuestra comunidad”, dijo.

Explicó Núñez que la campaña que están realizando se replica en Los Ángeles, California; Nueva York, Florida, Texas y otros estados, no solo en la región metropolitana de Washington.

Los empresarios y dirigentes comunitarios anunciaron la realización de una protesta el próximo 5 de septiembre frente a la Casa Blanca como la que realizaron el 15 de agosto en donde fueron arrestados unos 25 líderes comunitarios y altos funcionarios como el congresista demócrata de Illinois, Luis Gutiérrez o la delegada estatal de Maryland, Ana Sol Gutiérrez y el director ejecutivo de CASA, Gustavo Torres.

En la próxima manifestación los legisladores federales y estatales quisieran ver el mayor número de personas (más empresarios y de toda la comunidad hispana) para que hagan sentir su voz y no quedarse de brazos cruzados esperando que otros hagan el trabajo por ellos.

“Todavía somos invisibles, seguimos hablando en nuestro sistema de ecos; hay que romper esas barreras y llegar a los diferentes sectores para que nos ayuden a diseminar el mensaje”, recomendó la delegada estatal de Maryland, Ana Sol Gutiérrez.

Aunque el TPS ha protegido a cientos de miles de inmigrantes las últimas dos décadas el programa DACA ha beneficiado los últimos cinco años a muchos jóvenes soñadores que no solamente pudieron obtener becas de estudios superiores sino también licencias de conducir y empleos mejor remunerados.

“Si llegan a quitar el TPS sería devastador”, señaló Abel Núñez (derecha), director ejecutivo de CARECEN en compañía de Jaime Contreras. Foto: Ramón Jiménez.

Participantes en la reunión. Foto: Ramón Jiménez.

About Ramón Jiménez

Ramón Jiménez, actual Managing Editor de MetroLatinoUSA. Periodista que cubre eventos de las comunidades latinas en Washington D.C., Maryland y Virginia. Graduado de la Escuela de Periodismo de la Universidad del Distrito de Columbia. Galardonado en numerosas ocasiones por parte de la Asociación Nacional de Publicaciones Hispanas (NAHP) y otras organizaciones comunitarias y deportivas de la región metropolitana de esta capital. También premiado en dos ocasiones como Mejor Periodista del Año por la cobertura de la comunidad salvadoreña; premios otorgados por la Oficina de Asuntos Latinos del Alcalde de Washington (OLA) y otras organizaciones. Ha sido miembro del jurado calificador en diferentes concursos literarios, de belleza y talento en la región metropolitana. Ha visitado zonas de desastre en Nicaragua, Honduras y El Salvador e invitado a esos países por organizaciones que asisten a personas de escasos recursos económicos. Antes trabajó en otros medios de prensa de Virginia y Washington, D.C., incluyendo reportajes para una agencia noticiosa mundial.

You must be logged in to post a comment Login