Ombudsman en Perú debaten debilidad de las democracias en la región

Lima.- El XII Congreso Anual de la Federación Iberoamericana de Ombudsman (FIO) debatió aquí la debilidad de las democracias en la región, además de la persistencia de la pobreza, que afecta a 220 millones de personas, y la discriminación.

Durante las deliberaciones que se realizan en la capital peruana, el defensor del pueblo de Bolivia, Aldo Albarracín, expuso la urgencia de frenar la discriminación y acelerar políticas para superar el atraso de los países latinoamericanos.

Consideró que mientras persista el racismo, la exclusión social y la pobreza "poco se podrá avanzar en las metas para salir del subdesarrollo".

Albarracín demandó que la FIO retome su objetivo de constituirse en un foro para la cooperación e intercambio de experiencias, además de trabajar para que se fortalezca la figura del Ombudsman en la región.

Detalló que los problemas sociales y económicos de Bolivia impulsaron a miles de niños y adolescentes a abandonar ese país altiplánico, tras lo cual muchas veces son víctimas de maltratos, racismo y violaciones a sus derechos humanos en naciones vecinas.

"Duele ese panorama porque muchos menores caen en las redes de traficantes y tratantes de personas", acotó el defensor del pueblo de Bolivia al demandar que se proteja de manera legal a los niños y adolescentes de la región.

Insistió en la conveniencia de luchar contra la exclusión social y la discriminación y demandó valorar y fortalecer materias como el medio ambiente, la participación de la mujer, la educación y los derechos del niño y de los pueblos indígenas.

La defensora del pueblo de Perú, Beatriz Merino, dijo por su parte que urge superar la fractura social existente en la región y contribuir a eliminar la exclusión, el racismo y toda forma de discriminación.

Merino propuso trabajar para que se destierre la indiferencia que existe ante el reclamo de las personas más vulnerables o desatendidas, además de diversas formas de corrupción y ausencia de diálogo en algunos estamentos del gobierno.

La FIO, que concluye este viernes sus deliberaciones de cuatro días, es una organización internacional que reúne a las defensorías del pueblo de la región para la defensa, protección y promoción de los derechos fundamentales de los ciudadanos.

Un objetivo central de la reunión de Lima, que comenzó la víspera con el lema "No discriminación y la igualdad", es constituir un foro para la cooperación y el intercambio de experiencias.

Los expositores han expresado durante la cita que la democracia en la región todavía no está fortalecida en su totalidad y convinieron en profundizar el tema en próximas deliberaciones.

El contenido de los debates realizados esta semana quedará asentado este viernes en la Declaración de Lima, la cual formulará recomendaciones a los gobiernos de la región.

– Notimex

You must be logged in to post a comment Login