EEUU celebra el “buen augurio” de la reforma constitucional de Chávez

Estados Unidos celebró este lunes el rechazo de la reforma constitucional socialista en el referéndum del domingo en Venezuela, al calificar de “buen augurio” la primera derrota de su rival, el presidente Hugo Chávez, en los nueve años que lleva en el poder.

“Es como si la gente dijera lo que pensaba y votó en contra de las reformas que recomendó Hugo Chávez y pienso que es un buen augurio”, declaró a la prensa Dana Perino, portavoz de la Casa Blanca, al ofrecer una primera reacción tras el fracaso de la reforma que habría dado más poderes a Chávez.

“Ha sido un resultado muy estrecho, el 51%, pese a que la oposición no pudo pasar por la televisión y dar su opinión. De modo que creo que existen algunos análisis interesantes que los expertos políticos pueden hacer allá” en Venezuela, añadió la vocera.

Con el 97% de las actas escrutado, los venezolanos rechazaron por poco más del 50% de los votos la reforma constitucional socialista propuesta por Hugo Chávez y le inflingieron al presidente su primera derrota electoral en nueve años.

Pese a criticar las trabas a la oposición, Perino evitó cuestionar la transparencia del referéndum como lo había hecho el viernes cuando manifestó la “preocupación” de su gobierno de que los venezolanos no pudieran tener un referéndum “justo y libre”, al tiempo que dio la razón a los manifestantes que marcharon en contra de la reforma.

Por el contrario, el portavoz del Departamento de Estado, Sean McCormack, dijo “no tener motivos para dudar de que los resultados reflejan la voluntad de los venezolanos”.

Según él, “se trata de un mensaje de los venezolanos de que no quieren que se debiliten todavía más su democracia y sus instituciones democráticas”, dijo. “El pueblo venezolano ha hablado”, añadió.

El pasado viernes McCormack había destacado la ausencia de observadores internacionales, “de modo que el mundo exterior no va a tener muchos datos sobre los procedimientos aplicados, no sólo el día de la votación, sino durante el recuento de los votos”.

De una manera general, Estados Unidos se mantuvo más bien cauto en las semanas que precedieron el referéndum en Venezuela, tratando de no ofrecer declaraciones polémicas que Chávez pudiera haber aprovechado para la campaña del Sí.

La derrota de la reforma implica que Chávez deberá pensar en un sucesor para la elección de 2012 y en dejar la presidencia en 2013, después de 14 años de gobierno.

Washington y Caracas mantuvieron severos cruces de acusaciones en los últimos años. Chávez estrechó asimismo los lazos con países como Cuba e Irán, que se encuentran en la lista negra de Estados Unidos.

La reforma constitucional fue presentada en dos bloques a los electores, el A compuesto por los artículos propuestos por Chávez que incluía la reelección ilimitada y el B integrado por los propuestos por la Asamblea Nacional, que no aseguraba los derechos a la información y al justo proceso en los estados de emergencia.

El primer bloque fue rechazado por 50,7% de los votos y el segundo por 51,05% de los sufragios. La abstención fue de 44,11% de los electores.

You must be logged in to post a comment Login