Niega EU que escudo antimisiles apunte a Rusia

Berlín.- Estados Unidos reiteró que el escudo de defensa antimisiles que busca instalar en el este de Europa tiene por objetivo sólo la seguridad mundial y regional, al negar de nueva cuenta que esté dirigido contra Rusia.

Washington y Moscú concluyeron este jueves en Budapest, capital de Hungría, su cuarta ronda de consultas respecto al proyecto estadunidense de defensa antimisiles, conversaciones que sólo fueron un "diálogo útil".

El director de la Oficina de Asuntos de Seguridad y Proliferación del Departamento estadunidense de Estado, John C. Rood, afirmó que "el escudo servirá para salvaguardar la seguridad de Estados Unidos y sus aliados, no apuntará a Rusia".

El objetivo concreto del sistema de defensa es proteger a sus aliados europeos de Irán y Corea del Norte, subrayó el jefe de la delegación estadunidense en declaraciones a la prensa al concluir el encuentro, celebrado a puerta cerrada.

"Ninguno de los 10 misiles interceptores que se instalarán en Polonia apuntan a Rusia", reiteró Rood al jefe de la delegación rusa, el viceministro de Asuntos Exteriores, Sergei Kislyav, según reportes de prensa conocidos en esta capital.

Estados Unidos busca instalar en Polonia y la República Checa un sistema de defensa para interceptar misiles que provengan del sur de Asia o Medio Oriente, plan que Moscú considera una amenaza para su seguridad.

Aunque Rood se limitó a comentar que las conversaciones fueron fructuososas y se desarrollaron en buenos términos, ante la insistencia de reporteros agregó "fue el intercambio de informes de inteligencia que sólo había compartido con aliados europeos".

"Simplemente ha sido un diálogo útil", enfatizó el funcionario sin dar mayores detalles del encuentro, realizado en una sala de la embajada rusa en Budapest, protegida contra cualquier espionaje, de acuerdo con los reportes.

El gobierno ruso considera que el plan de defensa antimisiles, que según Estados Unidos le permitiría enfrentar una potencial amenaza por parte de Irán, apunta a hacia Rusia y está destinado a debilitar su seguridad.

En la conferencia de prensa, Rood también reveló que mañana viernes viajará a Praga para continuar las negociaciones sobre la instalación de los misiles interceptores con el nuevo gobierno de ese país, las cuales confía en que concluirán pronto.

La reunión de este jueves en Hungría fue la cuarta en su tipo que celebran Estados Unidos y Rusia desde la se sostuvieron en julio pasado los presidentes George W. Bush y Vladimir Putin, para hablar sobre la defensa en Europa.

– NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login