Jornaleros encuentran soluciones en Baltimore

La organización comunitaria CASA de Maryland inauguró el miércoles su Centro de Trabajadores de Baltimore con la participación de líderes religiosos, dirigentes sindicalistas, representantes de fundaciones y funcionarios de gobiernos locales.

El nuevo centro ayudará a los jornaleros a encontrar trabajos y proporcionarles capacitación, orientación y asistencia legal.

En diciembre de 2004, CASA de Maryland, junto con el "Proyecto de Representación para las Personas sin Hogar", presentó el reporte titulado: "Un día de pago justo por un día de trabajo justo: jornaleros sudando en Baltimore".

El reporte, basado en entrevistas con jornaleros y trabajadores temporales, documentó los abusos cometidos por empleadores del área, principalmente en contra de los trabajadores afroamericanos y latinos en la ciudad de Baltimore.

Muchísimos de los abusos incluían la negación del pago de salarios, accidentes de trabajo y la discriminación por raza y país de origen.

Miembros de la comunidad y el gobierno local se reunieron para encontrar una solución viable para remediar el problema de los jornaleros que se congregaban en las esquinas, estacionamientos, centros comerciales y lotes abandonados a la espera de trabajo.

"Los jornaleros se afanan construyendo nuestras carreteras, pintando nuestras casas, limpiando nuestras oficinas" comentó Elizabeth Alex, administradora de CASA de Maryland para el nuevo centro de Baltimore.

"En el Centro de los Trabajadores de Baltimore los jornaleros tendrán la oportunidad de buscar trabajo en una manera ordenada, aceptando trabajos con honorarios establecidos entre ellos y los empleadores. Esto podrá traerles el fruto de su trabajo profesional y calificado", enfatizó.

El nuevo centro proporcionará servicios de referencia de empleos, clases de inglés, programas de educación financiera, capacitación vocacional, servicios legales y ayuda en la organización comunitaria.

Estos esfuerzos tienen como fin ayudar al jornalero a ser económicamente autosuficiente. El centro es administrado por CASA de Maryland, la organización sin fines de lucro más grande del estado encargada de velar por los intereses de los latinos e inmigrantes.

Los costos operativos del Centro de Trabajadores de Baltimore son financiados a través del apoyo de las fundaciones Aaron y Lillie Straus, Alvin y Fanny B. Thalheimer, Baltimore Community, Citigroup, Goldseker y Herb Block.

Asimismo, apoyaron financieramente el departamento de vivienda y desarrollo comunal de la ciudad de Baltimore, la oficina de Mediación y Resolución de Conflictos de Maryland, William G. Baker Memorial Fund y un donante anónimo.

La visión de justicia y dignidad para los jornaleros y la comunidad latina en general en la ciudad de Baltimore se inició con el Open Society Institute (OSI). Junto al OSI, el programa de Baltimore de CASA ha recibido un subsidio sustancial de parte de la Fundación Abell.

"Creemos en un futuro donde nuestros líderes puedan tomar todas las oportunidades disponibles para construir una mejor ciudad y una mejor comunidad" expresó Gustavo Torres, director ejecutivo de CASA.

"Nuestro centro será modelo de una comunidad multicultural, con una visión de un futuro más próspero para nuestra querida Baltimore", comentó Torres.

{jcomments off}

You must be logged in to post a comment Login