LIUNA anuncia esfuerzos frente a la crisis hipotecaria

El Sindicato Internacional de Norte América (LIUNA) anunció un esfuerzo para proteger los fondos de pensiones de los trabajadores y restaurar la confianza en la industria hipotecaria y el mercado de la vivienda.
El sindicato, un líder en el activismo de los accionistas, tiene fondos de pensiones de 32 mil millones de dólares bajo acuerdos colectivos de su medio millón de miembros que trabajan predominantemente en la industria de la construcción.
El derrumbe de la industria hipotecaria tiene un impacto en miembros de LIUNA que incluye pensionistas, trabajadores y propietarios de vivienda, dijo el presidente del sindicato, Terence M. O’Sullivan.
Señaló que una solución verdadera que restaure la confianza en la industria debe ser multifacética e incluir propuestas responsables para los accionistas, acción legislativa y autorregulación por los constructores, prestamistas y agencias de calificación crediticia.
Un millón de trabajadores de la construcción perderán sus trabajos, hasta 3 millones de propietarios de casa enfrentan la pérdida de sus viviendas y se han perdido miles de millones de dólares en el valor de las acciones por un sistema plagado de conflictos de interés así como falta de transparencia y supervisión, dijo O’Sullivan.
Indicó que "una crisis de esta magnitud requiere una respuesta igualmente significativa. No podemos cruzarnos de brazos mientras se pierden las pensiones de los trabajadores, se eliminan los empleos y cae la economía".
El esfuerzo incluye propuestas de los accionistas a 28 corporaciones. Las propuestas para las corporaciones donde los miembros del sindicato tienen intereses, se enfocan en tres áreas:
• Propuestas para que los inversionistas entiendan mejor los valores hipotecarios existentes y futuros.
• Propuestas para limitar y divulgar conflictos de interés entre agencias de calificación crediticia y los vendedores y compradores de hipoteca que pagan por los servicios de esas agencias.
• Propuestas para enfrentar la probabilidad que numerosos directores ejecutivos (CEO) serán reemplazados por la crisis hipotecaria y del mercado de la vivienda.
Además del activismo de los accionistas, LIUNA pidió acción legislativa por parte del Congreso.
Al igual que ocurrió con la ahora cerrada corporación Enron, “el hecho espantoso es que los tipos más listos no nos pueden decir donde está la deuda de una mala hipoteca, lo mala que es y cómo llegó a esa situación", recalcó.

{jcomments off}

You must be logged in to post a comment Login