Desfile de las Rosas, destello de culturas y de protestas.

Los Angeles.- El tradicional y reconocido Desfile de las Rosas se celebró el 1 de enero con destellos de culturas, entre ellas la mexicana, y el añadido de protestas aisladas y pacíficas sobre los más variados tópicos.

Las protestas principales, que no alteraron el programa, se enfocaron hacia China, su celebración de Juegos Olímpicos, su presunta política de violación de derechos humanos e intimidación y hostigamiento a Taiwán.

La celebración también fue aprovechada por manifestantes que con pancartas y de manera pacífica llamaban a la candidata presidencial demócrata Hillary Clinton y a otros políticos a asumir una actitud diferente respecto a la guerra de Irak.

Esta última protesta fue organizada por miembros de la agrupación Code Pink y que han llamado al retiro de las tropas estadounidenses en Irak.

También aparecieron pancartas de solidaridad para el movimiento huelguístico del Sindicato de Escritores de América que tiene paralizado a Hollywood desde hace varias semanas en demanda de pagos justos por ventas de dvd e internet.

En esta mañana fría, el recorrido por el bulevard Colorado en la ciudad de Pasadena, unos 40 kilómetros al norte de Los Angeles, tuvo alrededor de un millón de personas presenciando el paso de bandas y contingentes.

Cuando pasaba el carro alegórico "Un mundo, un sueño" de organizaciones asiático-americanas para promover los Juegos Olímpicos de Beijing 2008 que se celebrarán en agosto próximo, aparecieron algunas pancartas de protesta.

Algunas hasta daban la espalda al paso del carro festivo y otros portando letreros adheridos a su cuerpo exigían a China un alto en sus amenazas contra Taiwán.

Pero estos fueron sólo incidentes aislados que se dieron en la monumental y tracicional parada que tiene como común denominador y distintivo el que carros alegóricos son adornados con millones de rosas naturales.

El desfile este año llevó el título de "Pasaporte a las celebraciones del mundo".

Entre los más espectactulares fue un enorme auto que en un movimiento pasó a ser una versión de los transformers al cambiarse a una nave espacial con piloto incluido que lanzaba humo y fuego simulando su propio despegue.

El Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) y el Instituto Tecnológico de California, presentaron una singular carroza a base de planetas, naves y robots para celebrar el medio siglo de exploración espacial.

También se vio la carroza oficial del equipo local de beisbol Dodgers de Los Angeles, con un gigantesco jugador y en su interior directivos y ex jugadores, entre ellos el mexicano Fernando Valenzuela, ganador del Cy Young.

Naves espaciales, marítimas, submarinos, cisnes gigantes, y hasta extraterrestres prosiguieron en el recorrido de 46 carros y 21 bandas encabezados por el paso de tres poderosos aviones militares de la fuerza aérea de Estados Unidos.

Como destello de la cultura mexicana aparecieron grupos de charros, mariachis, una carroza con gigantescas piñatas además de otra enorme sobre la celebración de la vida y muerte con calaveras típicas de la tradición mexicana.

De igual forma las bandas de Guayanilla Puerto Rico y de El Salvador le dieron el distintivo hispano a esta celebración.

La banda Nuestros Angeles de El Salvador, compuesta por 280 estudiantes, realizó una labor estoica ya que llegaron en camión tras un recorrido de cinco días para participar en el desfile que es visto en el mundo por 400 millones de personas.

La ciudad de Alhambra participó con una carroza diseñada p

You must be logged in to post a comment Login