Saura incorporó la antropología y la sociología al séptimo arte.

México.- El cineasta español Carlos Saura, quien también ha destacado en la fotografía y el periodismo, y cuyo trabajo en el séptimo arte destaca por incluir la antropología y la sociología con influencias del neorrealismo italiano, lo que le ha convertido en un clásico, nació el 4 de enero de 1932.

Hijo de un funcionario público y de una pianista, Carlos Saura nació en Huesca, España, donde inició sus primeros estudios en el colegio San Viator.

En los inicios de la Guerra Civil Española (1936-39), la familia Saura se mudó a Valencia, siguiendo al gobierno republicano, y más tarde se trasladó a Barcelona, donde vivió una temporada en la casa de unos familiares y transcurrió la infancia del cineasta.

Hacia 1942 Saura vivió en Madrid, donde continuó sus estudios con excelentes calificaciones e ingresó a colegios católicos como el Garman.

Desde muy pequeño, Saura tuvo dos pasiones: la cinematografía y la fotografía, de hecho en 1948 montó en su casa el primero de sus estudios fotográficos, actividad que combinó con sus estudios de bachillerato y posteriormente con su ingreso a la carrera de ingeniería industrial.

Su primer trabajo en la materia fue en un fábrica de motocicletas para la cual, a decir de sus biógrafos, construyó y diseñó prototipos de estos vehículos, además de participar en diversas carreras.

Fue en 1951 cuando inauguró su primera exposición de fotografías, en la Real Sociedad Fotográfica de Madrid, abandonó sus estudios de ingeniería y comenzó a dedicarse a la cinematografía.

De acuerdo con sus estudiosos, en ese época el cineasta español fue fuertemente influenciado por el neorrealismo italiano y comenzó su pasión por el séptimo arte, además de que participó, al lado de su hermano Antonio, pintor, en diversas exposiciones colectivas sobre Goya y Bosch.

También, durante esos años trabajó como reportero gráfico cubriendo los Festivales de Música y Danza de Granada y Santander, de tal forma que el diario ABC publicó una de sus fotografías en su portada, lo que le valió un puesto en la revista Paris Match.

En 1957 terminó sus estudios de dirección cinematográfica en el Instituto de Investigaciones y Estudios Cinematográficos, con el trabajo "Tarde de domingo", y posteriormente se decidió a dar clases de prácticas escénicas. Años más tarde contrajo nupcias con Adela Medrano.

En 1963, por razones políticas dejó de impartir sus cursos, sin embargo, rodó un mediometraje denominado "Los golfos de 1959".

En esta película intentó crear una especie de neorrealismo español abordando desde un punto de vista sociológico-antropológico el problema de la delincuencia juvenil en los barrios más desfavorecidos de Madrid.

A decir de sus cronistas, en su primera etapa como director Saura intentó posicionarse a favor de los marginados y llegó a crear un cine lírico y de estilo documental al mismo tiempo, táctica que lo llevó a consagrarse internacionalmente como un clásico de la cinematografía mundial.

Y es que Saura ha sabido evolucionar para crear y recrear historias contemporáneas que transmiten emociones, así como experimentar en el cine musical y aplicar la alta tecnología en el arte fotográfico y en el sonido.

A la fecha ha actuado en diversas cintas, realizado guiones y dirigido 34 películas, entre las que destacan &quo

You must be logged in to post a comment Login