Inmigrantes en Arizona sufren psicosis por nueva ley contra indocumentados

San Diego.- La comunidad inmigrante en Arizona sufre "psicosis" por una campaña contra indocumentados, desde la aplicación de una nueva ley que sanciona a quien los contrate hasta un despliegue cazamigrantes en la frontera, denunció un líder hispano.

El fundador de la organización Inmigrantes sin Fronteras, Elías Bermúdez, dijo a Notimex que "la comunidad inmigrante vive en Arizona esta semana una verdadera psicosis".

"Se han enviado correos electrónicos con avisos de que hoy habría redadas, por ejemplo; mucha gente no fue a trabajar ni los niños a las escuelas", agregó Bermúdez.

Señaló que "ahora pedimos en Phoenix un permiso para asistir al informe de gobierno de la gobernadora Janet Napolitano la próxima semana".

"Queremos que comprendan que el déficit fiscal de 900 millones de dólares en el estado se debe básicamente a que 750 mil personas no quieren salir a hacer compras", agregó.

Analistas consideran que ese déficit pudiera ser un efecto que advirtió la Cámara de Comercio de Arizona que se experimentaría al entrar en vigor el primero de enero una ley que sanciona a patrones que contraten indocumentados.

De acuerdo a un estudio de la universidad de Harvard, la presencia de indocumentados en el estado redujo en mil 400 millones de dólares los salarios de los residentes de Arizona en 2006, lo que equivale al 4.7 por ciento de quienes perciben menos ingresos.

Bermudez dijo que el análisis de Harvard, solicitado por el gobierno de Maricopa, "ignora el impacto en la agricultura por falta de trabajadores, en el comercio por falta de clientes, en áreas como la construcción. Lo que necesitamos es una campaña de reconciliación".

Agregó que miles de personas con apellidos latinos han dejado de asistir a trabajar en Arizona aún con autorización y con ciudadanía, porque sus patrones, temerosos, "les han dado ultimatums para que presenten documentos que toma tiempo conseguir en trámites regulares".

Dijo que "es triste ver a familias enteras encerradas en sus casas, sin querer salir, porque piensan que hoy puede tocarles a ellos" ser detenidos en alguna redada.

La Cámara de Comercio de Arizona mantiene un programa informativo entre empresarios y comerciantes sobre la nueva ley.

"No hay sanción si una empresa no firma voluntariamente para el programa de revisión electrónica de documentos de empleados", dijo la portavoz Ann Seiden. Aclaró que las sanciones aplicarían "si la empresa tiene contratados indocumentados con pleno conocimiento".

Esa cámara y la nacional de comercio, junto con restauranteros del país mantienen una demanda contra la ley estatal.

En una demanda por separado, un juez federal en Phoenix revisara en audiencias a mediados del mes observaciones y testimonios de grupos en favor y en contra de la nueva ley antes de decidir si concede una orden de restricción a la legislación.

En tanto, la agrupación Defensa Civil Minuteman informó que planea repetir un despliegue de 50 voluntarios que tuvo el pasado fin de semana en algunos tramos de la frontera con el norteño estado mexicano de Sonora.

– NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login