Bolivia: gobierno y prefectos reanudaron diálogo en un clima de desconfianza

LA PAZ (AFP) – El presidente de Bolivia, Evo Morales, y los nueve prefectos -cinco de ellos recalcitrantes opositores- reanudaron este lunes un diálogo en busca de zanjar la aguda crisis política en torno la nueva Constitución, las autonomías y el recorte de ingresos de las regiones.

"La reunión se ha iniciado con el espíritu más abierto, más democrático, más transparente para seguir buscando ese horizonte de transformaciones, de cambios que el país requiere", aseguró el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, en el presidencial Palacio Quemado donde se realiza la reunión.

La cita comenzó a las 20H35 locales (24H35 GMT) con la presencia de Morales, el vicepresidente Alvaro García, los prefectos opositores Rubén Costas (Santa Cruz), Manfred Reyes Villa (Cochabamba), Ernesto Suárez (Beni), Leopoldo Fernández (Pando), Mario Cossío (Tarija) y José Luis Paredes (La Paz) y los oficialistas Mario Virreira (Potosí), Alberto Aguilar (Oruro) y Ariel Iriarte (Chuquisaca).

A diferencia de lo que sucedió el pasado lunes en la primera reunión Gobierno-prefectos, la cita se realiza a puertas cerradas por lo que el funcionario pidio paciencia "porque se está discutiendo temas que hacen al destino y futuro del país".

La semana pasada se realizó la primera reunión, tras la cual el gobierno y las prefecturas formaron comisiones técnicas para discutir los tres temas aunque públicamente los dos sectores siguen señalando las divergencias sobre la Constitución, de corte indígena y estatista que abraza el oficialismo, y los estatutos autonómicos de tendencias liberales que defienden las regiones.

Una reunión el fin de semana en que el gobierno y su brazo político, el Movimiento Al Socialismo (MAS), rechazan los estatutos autonómicos aprobados por los departamentos opositores Tarija, Santa Cruz, Beni y Pando generó aún más escepticismo sobre un acuerdo en la reunión de este lunes.

"Los estatutos autonómicos presentados por algunos sectores de los departamentos de Santa Cruz, Tarija, Beni y Pando son ilegales, anticonstitucionales e incompatibles con la nueva Constitución", afirmó el MAS, en un comunicado publicado este lunes en la prensa local.

También propusieron que los prefectos rebeldes "manifiesten públicamente las supuestas contradicciones de la nueva Constitución y que las propongan a la Directiva de la Asamblea para su consideración".

El poderoso gobernador de la rica región de Santa Cruz (este), Rubén Costas, afirmó que "de una u otra manera se ha perforado el diálogo" y acotó que la posición del oficialista MAS "obligaría a un rompimiento" aunque aclaró a renglón seguido que persistirán por un acuerdo.

El prefecto opositor de derecha del departamento de Cochabamba (centro), Manfred Reyes Villa, dijo que el presidente Morales debe decir si se quiere o no "una solución estructural a los conflictos que tiene el país", y pidió al gobierno postergar la aplicación de la nueva Carta Magna hasta que existan acuerdos nacionales.

Pese a los reclamos opositores, el viceministro de Coordinación, Héctor Arce, estrecho asesor jurídico del presidente Morales, cuestionó los contenidos de los estatutos de Santa Cruz, Tarija, Beni y Pando, aprobados en masivos cabildos populares, y dijo que éstos deben adecuarse a la Constitución aprobada por el oficialismo en la Asamblea Constituyente.

En el diálogo gobierno-regiones sólo han existido principios de acuerdo sobre la ley aproba

You must be logged in to post a comment Login