Alta Costura despide a una de sus grandes figuras y recibe a nuevos miembros

PARIS (AFP) – Las presentaciones de Alta Costura parisina para la temporada primavera-verano 2008, que se realizarán del 21 al 24 de enero, serán el marco de la despedida del gran señor de la moda italiana, Valentino, pero también la ocasión de recibir a dos nuevos miembros, Maurizio Galante y Anne Valérie Hash, y del primer desfile como invitado del español Josep Font.

El último desfile de Valentino, que se retira a los 75 años de edad y 45 de carrera, será presentado el 23 de enero en el prestigioso Museo Rodin ante unos 700 invitados, y será el gran acontecimiento de esta temporada.

Tras él, el diseñador italiano, miembro corresponsal de la Alta Costura parisina desde hace dos décadas, dejará las riendas de sus colecciones femeninas a la diseñadora Alessandra Facchinetti.

En plena mutación del mundo de la moda, el exclusivo círculo de la Alta Costura, denominación exclusivamente parisina y jurídicamente protegida, se enriquece esta temporada con dos nuevos miembros, el italiano Maurizio Galante y la francesa Anne Valérie Hash.

Ambos habían presentado antes sus colecciones como miembros invitados, una clasificación creada en 1993 que permite a la Alta Costura incorporar el talento de creadores del prêt-à-porter de lujo que no reúnen los criterios estrictos para ser miembros de pleno derecho.

La venerable institución, que muchos consideran obsoleta, asume con ello los imperativos que el mundo actual impone a la moda y la “tendencia ineluctable al acercamiento” entre las dos categorías, en palabras del propio presidente de la Federación Francesa de la Costura, Didier Grumbach.

Como en temporadas anteriores, también esta vez los “invitados” predominan en el calendario con 13 de las 27 colecciones, entre ellas las del español Josep Font, que desfila por vez primera en las pasarelas de la alta costura, aunque es ya conocido en París, donde tiene una tienda y ha presentado sus colecciones de prêt-à-porter.

Entre los invitados figuran también el brasileño Gustavo Lins, que en unos años se ha impuesto como uno de los nuevos talentos de la moda, y el portugués Felipe Oliveira Baptista.

Diez desfiles de las casas de alta costura están programados: los de Adeline André, Chanel, Dior, Christian Lacroix, Dominique Sirop, Franck Sorbier, Givenchy y Jean Paul Gaultier, así como los dos nuevos miembros.

Colecciones a las que hay que que añadir las de los miembros corresponsales: además de Valentino, el libanés Elie Saab, el italiano Giorgio Armani y el belga Martin Margiela que, como es su costumbre, no organiza desfile, sino una presentación mediante cita en la sede parisina de su casa.

De la lista de miembros oficiales de la alta costura, sólo Emanuel Ungaro, ausente desde hace varias temporadas, no presenta colección.

Por su parte, la casa Jean-Louis Scherrer cesó el año pasado la actividad alta costura, agregando su nombre a la larga lista de firmas, muchas de ellas legendarias (Balenciaga, Lanvin, Laroche, Patou, Nina Ricci…), que con el correr de los años desaparecieron o abandonaron la alta costura por actividades más rentables.

Una de ellas, Guy Laroche, presentará una colección el próximo lunes, pero al margen del calendario oficial. Otra, la casa Carven, que regresó en 2006 como invitada a las pasarelas de alta costura, vuelve a estar ausente esta vez.

You must be logged in to post a comment Login