Termina Foro de Davos con sombrías perspectivas económicas en EU

Por David del Río

Davos.- El pesimismo y la inquietud marcaron el 38 Foro Económico Mundial que el domingo concluyó aquí con sombrías perspectivas económicas para este año en Estados Unidos y la incertidumbre sobre el impacto de la crisis en la economía mundial.

Los expertos de Davos echaron por tierra en las últimas horas los pronósticos de los últimos días del Fondo Monetario Internacional (FMI) y del ex presidente de la Reserva Federal (FED), Alan Greenspan, según los cuales Estados Unidos no entrará en recesión en 2008.

El propio director del FMI, el francés Dominique Strauss-Khan, lanzó un jarro de agua fría la víspera y puso en tela de juicio a sus propios analistas al afirmar que la desaceleración en Estados Unidos es "seria".

"Sí estamos ante una seria ralentización de la economía de Estados Unidos que exige una respuesta muy clara", declaró el ex ministro socialista de Economía de Francia.

La primera economía del mundo sufre algo "más que un resfriado" y hay que prepararse para una "prolongada neumonía", declaró de su lado el célebre economista estadunidense Nouriel Roubini, quien hace un año fue el primero en dar la señal de alarma en Davos.

A la ola de declaraciones inquietantes se sumó el presidente del banco de negocios estadunidense Merrill Lynch, John Thain, quien destacó que la crisis se extendió en Estados Unidos y ya está afectando al consumo de los norteamericanos.

"Los problemas del mercado inmobiliario se están trasladando al sector del consumo" en Estados Unidos, advirtió Thain al afirmar que las bancarrotas de los consumidores estadunidenses aumentaron "en un cuarenta por ciento" en los últimos meses.

"A esta ola de crisis en el consumo se sumará la desocupación y además vamos a tener problemas por el alto precio de la energía. También habrá problemas con los créditos", agregó Thain al describir un panorama casi "apocalíptico".

El presidente del Banco Mundial (BM), Robert Zoellick, no se quedó atrás del resto de oscuras perspectivas y pronosticó de su parte nuevas pérdidas millonarias en firmas del sistema financiero aseverando que la crisis en este sector no ha concluido.

Ante este panorama, el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), José Angel Gurría, no descartó que la Reserva Federal realice un nuevo recorte de las tasas de interés la próxima semana como medida de cautela.

En Davos no se despejó sin embargo la incógnita de qué efecto tendrá la crisis de la primera economía mundial en el resto del planeta.

El economista estadunidense Fred Bergsten, se atrevió a predecir sin embargo que si Estados Unidos entra en una recesión, el resto del mundo amortiguará su impacto mejor que en el pasado, gracias a su relativo "desacoplamiento" de la mayor economía del mundo.

El término inglés equivalente a las palabras "desacoplamiento" o "desvinculación" en español fue el protagonista este año en Davos en donde los analistas expresaron incertidumbre sobre el grado de "contagio" que la crisis estadunidense tendrá sobre la mundial.

En cualquier caso, la mayoría cree que gracias al fuerte crecimiento de las economías de Asia, en particular las emergentes de China e India, el "contagio" será menor que en el pasado.

También en el

You must be logged in to post a comment Login