Pugnan por una “revolución cultural” encabezada por la poesía.

Los primeros actores mexicanos Rosenda Monteros y Carlos Bracho propusieron impulsar, a partir de la poesía, una "revolución cultural", que contribuya a la construcción social de este país.

Entrevistados el fin de semana durante la tercera jornada del ciclo "Literatura en voz alta", en el Palacio de Bellas Artes, los histriones, quienes leyeron fragmentos de autores de la "Literatura del México Romántico", coincidieron en que la poesía es un arma útil para sensibilizar y transformar a las sociedades.

Y es que para los actores, actualmente el panorama intelectual que prevalece entre la juventud mexicana está marcado por la carencia de conocimientos.

Por ello, expusieron, su propuesta es un ejercicio práctico para contrarrestar los efectos negativos de la modernidad, a partir de la lectura familiar de la página de un libro diariamente.

Carlos Bracho recordó que la poesía siempre ha estado presente en este país, incluso, dijo, su legado ha sido reconocido con el nombramiento de calles y centros culturales, de ahí que la presencia de este proyecto en particular no es sino la suma de las circunstancias históricas de la poesía nacional.

El problema, destacó, es que la comunicación está inmersa hoy en los medios masivos, por lo que los mensajes artísticos que antes correspondían a disciplinas como la literatura, la pintura y la música, han sido desvirtuados por el materialismo imperante en los círculos noticiosos.

Luego, los actores hablaron sobre la importancia de la poesía nacional en el siglo XIX, con la aportación de los creadores literarios mexicanos en la construcción del modernismo latinoamericano, encabezado por Rubén Darío pero antecedido por el mexicano Manuel Gutiérrez Nájera.

Respecto al trabajo de selección narrativa que hicieron para este proyecto, comentaron que su compromiso personal implicó un proceso de investigación y comprensión de los significados y formas que subyacen en las líneas de las composiciones.

"Lo importante es entender como punto fundamental qué está diciendo el poeta, si uno mismo comprende el significado de una obra, el auditorio recibirá los versos de una mejor manera, aunque hay autores que pueden ser muy crípticos, en este caso, la puntuación de sus versos es suficiente para adquirir sentido", comentó Monteros.

La sociedad conformada por Monteros y Bracho ha cosechado un especial reconocimiento en España, donde a partir de obras de Calderón de la Barca replantearon la forma en que el trabajo del escritor debía ser proyectado.

El índice de autores que convergieron para "Literatura del México Romántico" comprendió grandes figuras intelectuales como Andrés Quintana Roo, Vicente Riva Palacio, Ignacio Manuel Altamirano, Manuel Gutiérrez Nájera, Juan de Dios Peza y Amado Nervo.

Alrededor de 30 fragmentos literarios delinearon la presentación de Monteros y Bracho, en la que el fondo sonoro y la lectura de los actores dieron por resultado una brillante respuesta del auditorio, conmovido por el pensamiento de los genios de la poesía mexicana.

– NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login