Madre de Betancourt pedirá al Papa un milagro: que se vaya Uribe

ROMA (AFP) – Yolanda Pulecio, madre de la la rehén franco-colombiana Ingrid Betancourt, secuestrada por las FARC desde 2002, le pedirá el miércoles al papa Benedicto XVI "un milagro para que cambie el gobierno de Colombia", aseguró el martes en Roma.

"Que cambie el gobierno de Colombia es el milagro que voy a pedir al Papa", declaró Pulecio en rueda de prensa, durante la cual denunció y dijo temer la política del presidente colombiano Alvaro Uribe de lanzar operaciones militares para rescatar a los secuestrados por la guerrilla.

La madre de Ingrid Betancourt, notablemente emocionada, confía en la mediación de la Iglesia católica para lograr un acercamiento con el grupo insurgente y negociar un canje humanitario.

"Vine a Italia a pedir apoyo, a pedir que se siga insistiendo para que cambie el comportamiento de Uribe, su política de hacer operativos militares de rescate, que pone en peligro la vida de mi hija y de todos los secuestrados", dijo.

"Creo que sólo a través del diálogo se puede conseguir una solución para Colombia y no sólo por el problema de los secuestrados sino para alcanzar la paz", afirmó Pulecio en la conferencia de prensa celebrada en la alcaldía de Roma.

La madre de la ex candidata presidencial colombiana, quien permanecerá en Italia hasta el 15 de febrero, lanzó junto con el alcalde de Roma, Walter Veltroni, una campaña para la liberación de su hija y de las cerca de 700 personas secuestradas en Colombia.

A la campaña van a adherir célebres futbolistas que juegan en el campeonato italiano, a los que se le pedirá que el próximo 23 y 24 de febrero jueguen con camisetas en las que reivindican la liberación de Ingrid.

Pulecio se entrevistará el miércoles con el pontífice en el marco de la audiencia general que celebra en el Vaticano.

"La fe que tengo en Dios me ha ayudado a sobrevivir a este calvario y eso se lo quiero comunicar al Papa. Es que necesito un milagro, uno para el gobierno y otro para la guerrilla", institió.

Ingrid Betancourt integra un grupo de al menos 43 secuestrados que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas) proponen liberar a cambio de unos 500 guerrilleros presos.

"La situación es urgente. Hay personas que están secuestradas desde hace 10 años en la selva, hay gente enferma. Ingrid, que está desde hace seis años, es la única mujer política, es que las mujeres somos más frágiles", imploró.

Por su parte el alcalde de Roma, líder del recién fundado Partido Democrático, quien deberá renunciar a su cargo en pocos días para entrar en campaña electoral por las elecciones anticipadas, reiteró su compromiso a favor de la liberación de Ingrid Betancourt.

"Desde el 2003 Ingrid es ciudadana honoraria de Roma, apoyamos esa batalla civil", reconoció Veltroni quien participó en febrero del 2004 en Bogotá en un acto especial para pedir la liberación de Ingrid Betancourt.

"No podemos dejarla sola", afirmó Veltroni.

"No tengo desgraciadamente el apoyo del gobierno colombiano, pero tengo el apoyo del gobierno francés, suizo, italiano y de muchos países de América Latina, de los senadores demócratas de Estados Unidos, de los países de centroamérica", reconoció la madre de Ingrid Betancourt.

Pulecio rechazó también la convocatoria lanzada la víspera en más de cien ciudades del mundo para manifestar contra las FARC.

"Tememos que la marcha sea capitalizada por otros que t

You must be logged in to post a comment Login