Berlinale acoge calurosamente música de Stones ‘interpretada’ por Scorsese

BERLIN (AFP) – La prometedora combinación del talento del cineasta Martin Scorsese con las guitarras eléctricas de los Rolling Stones, reunidos en un documental, abrió este jueves el 58º festival alemán de cine Berlinale con una calurosa acogida de la prensa.

La esperada presencia sobre la alfombra roja en Berlín de los componentes de la legendaria banda británica, Mick Jagger, Keith Richards, Charlie Watts y Ron Wood, provocó una verdadera fiebre en la inauguración del festival, hasta el 17 de febrero, y en el que competirán 21 películas al Oso de Oro.

“Shine a light”, presentado fuera de competición, está construido a partir de dos conciertos que ofrecieron los Stones en Nueva York en 2006, así como con viejas imágenes de archivo.

Los fans de la banda de rock podrán deleitarse, a través de las 16 cámaras utilizadas por Scorsese, con momentos íntimos vividos por sus componentes, raramente vistos hasta ahora.

Así, se perciben las manías minuciosas de Jagger preparando un concierto o la mirada de gladiador de Richards cuando atraviesa un túnel que le lleva al escenario.

El director de “Taxi Driver” o de “Aviador”, que ha utilizado 150 km de película para inmortalizar la fogosidad de los músicos, explicó en rueda de prensa que toda su obra había estado inspirada en parte por los Rolling Stones, al haber utilizado su música en muchas de sus bandas sonoras.

“No quería hacer un documental, quería inmortalizar la esencia misma del espectáculo”, confió Scorsese.

Richards alabó por su parte la discreción del cineasta durante el rodaje: “Ni las veíamos (las cámaras). No sabíamos ni que estaban”.

Para esta edición de la Berlinale, su director artístico, Dieter Kosslick, ha prometido “más música que política”. Entre otras obras programadas, destacan un documental sobre la rockera Patti Smith y otro sobre el grupo Crosby, Stills, Nash & Young.

El certamen se abre igualmente a las populares producciones musicales de la industria india Bollywood, con el filme “Om Shanti Om”, protagonizado por Shah Ruj Khan, convertido en una estrella mundial tras el éxito de “Devdas”.

Madonna también aportará su grano de arena a este festival, con la presentación de su primer trabajo como directora, el corto “Filth and Wisdom”.

El viernes supondrá el arranque oficial de la competición, con dos pases previstos: “In Love We Trust”, del chino Wang Xiaoshuai, que describe la lucha de una madre para salvar a su hijo enfermo de cáncer, y “There will be blood”, del estadounidense Paul Thomas Anderson y protagonizada por Daniel Day-Lewis, que aspira por este papel a un Oscar.

Al igual que Cannes y Venecia, los dos otros principales festivales de cine europeos, la Berlinale da una amplia cabida al glamour, al tender la alfombra a las estrellas más deseadas por los objetivos de los paparazzi.

En esta edición, se espera la presencia de Julia Roberts, protagonista de la tragedia familiar “Fireflies in the Garden”, así como Scarlett Johansson y Natalie Portman, que interpretan el papel de dos hermanas que se confabulan para ganarse los favores del rey inglés Enrique VIII en “The Other Boleyn Girl”.

La española Penélope Cruz llegará con el filme estadounidense “Elegy”, dirigido por su compatriota Isabel Coixet e inspirado en la novela “El animal moribundo” de Philip Roth, sobre una delicada historia amorosa entre un hombre maduro y una estudiante cubana.

Entre las 21 obras en competición también figuran dos latinoamericanas, el gran éxito de taquilla brasileño “Tropa de Elite”, primera ficción del documentalista José Padilha, y “Lake Tahoe”, segundo largometraje del mexicano Fernando Eimbcke (“Temporada de patos”), en estreno mundial.

El jurado, presidido por el cineasta greco-francés Costa-Gavras (“Desaparecido”, “La caja de música”), sufrió a última hora dos bajas: de la actriz francesa Sandrine Bonnaire y de la directora danesa Susanne Bier.

You must be logged in to post a comment Login