Oposición nicaragüense está dispuesta a dialogar con el gobierno de Ortega

MANAGUA (AFP) – La oposición nicaragüense respaldó este jueves la promoción de un acuerdo de concertación entre el gobierno de Daniel Ortega y diferentes sectores nacionales para resolver los problemas institucionales, económicos y sociales del país.

"Pensamos que es importante y además necesario que haya una actitud de concertación para que Nicaragua pueda salir de la pobreza, pero para eso el Ejecutivo debe dar el primer paso", afirmó a la AFP el diputado opositor Víctor Hugo Tinoco, de la disidencia sandinista.

La iniciativa de concertación fue lanzada el miércoles por el hermano del presidente Ortega, el ex jefe del ejército, general retirado Humberto Ortega, en una extensa declaración publicada en avisos pagados, en la que urgió a crear un clima de gobernabilidad apropiado para la buena marcha del gobierno sandinista y la economía del país.

El ex militar fue quien dirigió el ejército entre 1979 y 1995 y fue el principal estratega de la guerra contra los grupos rebeldes financiados por Washington contra la revolución sandinista (1979-90).

El opositor Partido Liberal Constitucionalista (PLC, derecha) calificó la propuesta de "positiva", pero consideró que la misma debe ser promovida por el presidente y no por su hermano, que "no tiene ninguna representación" en el gobierno.

"Si hay apertura al diálogo de parte del presidente nosotros estamos dispuestos a ir a hablar para buscar solución a los problemas del país, pero no para mejorar su baja popularidad", dijo a la AFP el diputado Wilfredo Navarro, en representación del PLC, segunda fuerza parlamentaria.

Recordó, sin embargo, que el presidente Ortega rechazó en enero convocar un diálogo con los opositores que dominan el Congreso y con los sectores sociales que cuestionan su desempeño económico y su estilo confrontativo y autoritario.

"¿Cómo vamos a estar perdiendo el tiempo en un gran diálogo?, ¿para qué?", dijo entonces Ortega.

Para el diputado Eduardo Montealegre, presidente de la opositora Alianza Liberal Nicaragüense (ALN, derecha), Ortega debe dar muestras de mayor apertura y aprender a gobernar en consenso para encarar los grandes desafíos económicos y sociales del país.

Es necesario que el gobierno llame a un "gran diálogo nacional" y asuma compromisos con "seriedad", coincidió el diputado conservador Javier Vallejos.

Los puntos que la disidencia sandinista plantea llevar a un eventual diálogo son la búsqueda de iniciativas que ayuden a reducir la pobreza, más inversiones en infraestructura y mayor transparencia en el manejo de la cooperación venezolana, sobre todo la importación de petróleo barato.

Los liberales de la derecha, por su parte, piensan que el diálogo sería ideal para discutir los problemas de gobernabilidad e institucionales del país.

También piden establecer garantías de respeto a la propiedad privada e individual, despolitizar el Estado, sobre todo el poder Judicial mediante una profunda reforma institucional, controlar la inflación y mejorar los salarios.

El cardenal Miguel Obando, presidente de la Comisión de Reconciliación del gobierno sandinista, dijo que la concertación, es la mejor vía para "sacar adelante" a Nicaragua.

You must be logged in to post a comment Login