Hace llegar indocumentada refugiada mensaje a Calderón en Chicago

Chicago.- Flor Crisóstomo, la indocumentada mexicana refugiada desde hace 16 días en una iglesia metodista local, pidió en una carta al presidente de México, Felipe Calderón, actuar en defensa de las familias inmigrantes indocumentadas.

Crisóstomo solicitó en su carta, entregada al presidente Calderón por Ema Lozano, presidenta del grupo Pueblo sin Fronteras, convertir en prioridad del gobierno mexicano la búsqueda de un acuerdo migratorio con Estados Unidos.

Para ello, propuso suspender toda negociación sobre comercio, inversiones, antinarcóticos, y seguridad con el vecino país hasta que se resuelva en forma adecuada la situación de los indocumentados y de sus familias.

En su misiva de dos cuartillas, la indígena del estado mexicano de Oaxaca le da la bienvenida al presidente Calderón, a nombre del pueblo inmigrante indocumentado.

Crisóstomo expuso su situación de refugiada en la iglesia metodista, así como su calidad de "prófuga y criminal" que le dio el gobierno de Estados Unidos por no aceptar la deportación.

"Mi situación actual es sólo un ejemplo de la represión que vivimos a diario los mas de seis millones de mexicanos y nuestras familias en este país, la xenofobia y la ignorancia ha crecido en proporciones muy altas", dice.

Hizo un llamado a nombre de los indocumentados para ser vistos como seres humanos con principios, valores familiares y cristianos, "que están viviendo en la oscuridad, siendo perseguidos a diario, explotados y criminalizados, y sin formas de poder defendernos".

La indocumentada calificó como un acto de desobediencia civil el refugiarse en una iglesia, con lo que intenta mostrar la situación de crisis que vive el indocumentado.

Crisóstomo invitó al presidente Felipe Calderón a visitarla en su refugio, "el único lugar que me acogió, cuando dije que no aceptaría ser parte de unas leyes rotas que pretendían utilizarme como símbolo de miedo".

La lectura de la carta se hizo al inicio de la reunión de trabajo privada del mandatario con líderes comunitarios, por la misma Ema Lozano, quien antes apoyó a Elvira Arellano en su causa.

El mandatario -quien realiza una gira de cinco días por Estados Unidos- recibió la misiva y la escuchó con interés y respeto sin pronunciar palabra, "aunque me dio la impresión que le impresionó y habrá una respuesta", dijo Lozano.

Flor Crisóstomo se encuentra recluida en la iglesia metodista San Adalberto, ubicada en un barrio puertorriqueño al norte de Chicago, desde el pasado 28 de enero para eludir una orden de deportación en su contra.

– NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login