Inseguridad, el gran problema de Colom un mes después de asumir en Guatemala

GUATEMALA (AFP) – El presidente de Guatemala, Álvaro Colom, cumple este jueves un mes en el poder de este país centroamericano, donde uno de sus grandes obstáculos es la imperante violencia que azota a esta nación y que se cobra unas 15 víctimas diariamente.

Los peores días fueron los de la semana pasada, cuando unos 12 pilotos y ayudantes de autobuses fueron asesinados, en hechos que el propio gobernante atribuyó a un plan del crimen organizado para provocar ingobernabilidad.

Como resultado, unos 180 choferes renunciaron y el servicio, tanto urbano como extraurbano, se ha regulado en algunas áreas por temor a más atentados.

Analistas independientes afirmaron en la prensa local que un mes es poco tiempo para evaluar a un gobierno.

No obstante, "la violencia está demostrando que no es fácil de combatirla", consideró el integrante del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales, Hugo Maúl

Para enfrentar ese flagelo, algunos sectores consideran vital la aplicación de la pena de muerte, vigente en este país por medio de la inyección letal, así como decretar estados de excepción en los lugares más conflictivos del país.

El presidente Colom convocó a todos los sectores a iniciar un diálogo nacional para lograr consensos y así lograr reducir la violencia y la pobreza, que afecta a más del 50% de los 13 millones de habitantes.

El ministro de Gobernación (Interior), Vinicio Gómez, reconoció este jueves que es "humanamente imposible" reducir la violencia, ya que, en promedio, cada agente de la Policía brinda seguridad a 2.400 habitantes.

En una reunión con periodistas, Gómez detalló que Guatemala tiene 18.744 agentes de la Policía Nacional Civil, que trabajan en tres turnos para dar seguridad a la población.

Precisó que cada policía cubre unos 21.77 kilómetros cuadrados de territorio y da seguridad a 2.400 habitantes, lo que "humanamente es imposible".

A pesar de ello, afirmó que durante el primer mes del actual gobierno la tasa de homicidios diarios se ha reducido en 1,26%.

Explicó que de un promedio de 17,22 homicidios diarios registrados en el último mes que estuvo en el poder el ex presidente Óscar Berger, se logró reducir a 15,96 en la administración de Colom.

Subrayó que durante el gobierno de Berger se cometían 91 hechos delictivos diariamente, los cuales bajaron a 87 en un mes.

Gómez comentó que en ese periodo las fuerzas de seguridad detuvieron a 3.050 personas acusadas de diversos delitos y han decomisado 380 armas.

You must be logged in to post a comment Login