Extensión de ATPDEA con trabas en el Congreso

WASHINGTON (AFP) – La extensión de las preferencias arancelarias andinas enfrenta fuertes trabas en el Senado norteamericano, donde algunos republicanos quieren que el beneficio sea ampliado por sólo tres meses para presionar por la aprobación del TLC entre Estados Unidos y Colombia, dijeron a la AFP fuentes cercanas a las tratativas.

El Comité de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes dio el visto bueno el jueves a una extensión por 10 meses de las preferencias arancelarias de las que gozan Perú, Bolivia, Ecuador y Colombia para ingresar productos a Estados Unidos, pero las cosas parecen complicarse a nivel del Senado.

Fuentes legislativas informaron a la AFP que en la tarde del viernes tuvo lugar una reunión entre los embajadores de los cuatro países andinos y los equipos de los senadores que integran el poderoso Comité de Finanzas del Senado, por el que pasará la aprobación de la ley que extiende la ATPDEA una vez tenga la luz verde definitiva en la Cámara de Representantes.

Fuentes cercanas a la reunión manifestaron sorpresa porque el senador Chuck Grassley, el republicano de más alto rango en el Comité de Finanzas y hombre clave para este tipo de decisiones, "ni siquiera mandó ayudantes" al encuentro, a pesar de haber sido invitados.

El poderoso senador de Iowa considera la posibilidad de promover una extensión de solo tres meses de la Ley de Preferencias Arancelarias Andinas y Erradicación de Drogas (ATPDEA), que permite ingreso libre de aranceles a productos andinos al mercado estadounidense a cambio de ayuda en la lucha antidrogas.

Esa extensión sería mucho menor a los dos años pretendidos por los países andinos e incluso a la propuesta que salió del Comité de la Cámara de Representantes.

Grassley podría incluso proponer una extensión de 10 meses pero sin incluir a Bolivia y Ecuador en el beneficio, lo cual dejaría a esos países sin la cobertura arancelaria del ATPDEA, según las fuentes.

La AFP contactó a la oficina de Grassley sin haber obtenido aún respuesta.

Fuentes diplomáticas estimaron por otro lado que la razón de la postura de Grassley -que podría dar por tierra con una extensión de las preferencias que vencen el próximo 29 de febrero, cuando además hay un receso legislativo de una semana que comienza el sábado- es presionar a los demócratas por la aprobación del Tratado de Libre Comercio (TLC) con Colombia.

La Casa Blanca ha movilizado en los últimos meses toda su artillería política para tratar de que los demócratas del Congreso den el visto bueno al TLC. Pero la mayoría opositora a la administración, que controla el legislativo y poderosos sindicatos se oponen al pacto, pidiendo a Colombia un mejor desempeño en materia de derechos humanos.

"Todo este tema tiene que ver con Colombia que es el eje que está impulsando la Casa Blanca. (El gobierno) le adjudica al TLC colombiano muchos atributos y busca promover mediante extensiones de corto plazo (del ATPDEA) el TLC colombiano", sostuvo una fuente diplomática que requirió el anonimato.

Una ampliación de las preferencias por 10 meses, quitaría presión inmediata a la aprobación del TLC con Colombia, algo que, en un año con elecciones presidenciales en noviembre en Estados Unidos, podría dilatar o incluso frustrar el deseo de la Casa Blanca de ver aprobado el pacto con su principal aliado regional.

"Los ATPDEA están secuestrados por este movimiento táctico", consideró el embajador de Ecuador, Luis Gallegos, contactado poco después de la reunión.

You must be logged in to post a comment Login