Paro de panaderos salvadoreños contra alto costo de harina

San Salvador.- Cientos de panaderos salvadoreños paralizaron el miércoles labores y se lanzaron a las calles de esta capital para exigir al gobierno controlar los precios de la harina de trigo, situación que les afecta tanto a ellos como a sus clientes.

Esta es la primera vez que panaderos de muchas partes del país realizan un paro y dejan sin este producto a miles de familias, ya que decidieron no elaborar productos como medida de presión para que las autoridades den solución a su demanda.

Este miércoles, los tradicionales repartidores de pan -que desde la madrugada recorren colonias con sus canastos llenos de pan- no llegaron este día a los hogares a distribuirlo.

Los panaderos salieron del sector de Cárcel de Mujeres, en Ilopango, a unos siete kilómetros de la capital y recorrieron todo el bulevar del Ejército hasta llegar la fábrica Molinos de El Salvador (Molsa), empresa a la que responsabilizan de elevar los precios.

"Nosotros estamos pidiendo al Estado que ponga paro a los incrementos del harina y solucione la problemática que enfrenta el sector panadero", demandó en declaraciones a periodistas Carlos Martínez, uno de los participantes en la marcha.

Martínez dijo ser parte del sector panificador más golpeado de San Salvador y señaló que en esta protesta no están presentes las grandes industrias del pan ya que "aquí está presente el sector artesanal independiente del país, el que se gana la vida con este trabajo".

Anticipó que habrá movilizaciones similares en los 14 departamentos del país para presionar a las autoridades a buscar una solución real al problema que enfrenta el sector.

El productor señaló que el saco de harina de 25 kilogramos tenía un costo de 19 dólares en febrero del año pasado y ahora cuesta casi 40 dólares, precio que según varios de sus colegas puede llegar hasta 50 dólares en zonas alejadas de la capital.

Agregó que al sector también lo afecta los incontrolables incrementos que sufren otros productos, como la manteca, margarina, azúcar y otras materias primas que utilizan para elaborar el pan.

La Superintendencia de Competencias del Ministerio de Economía anunció que estudia las alzas que ha experimentado la harina de trigo, aunque destacó que tanto este producto como la de maíz han sufrido alzas importantes en el mercado internacional desde 2006.

La empresa Molsa, a la cual los panaderos culpan de monopolizar el mercado, reaccionó mediante un comunicado y afirmó que los altos precios del trigo a nivel internacional elevaron los costos de producción de harina.

La compañía afirmó que la situación mundial no es algo que se pueda controlar a nivel local pero aseguró que pese a las alzas, el abastecimiento de harina a nivel nacional está asegurado.

La fuerte demanda de trigo procedente de China y la India, los cambios climáticos, las inundaciones en Estados Unidos, Europa y Asia, así como los altos precios del petróleo y su derivados han incidido en el encarecimiento de la harina, justificó la empresa.

NOTIMEX/

You must be logged in to post a comment Login