Cavallo podría ser extraditado a Argentina tras consentimiento de México

MÉXICO (AFP) – El ex militar argentino Ricardo Miguel Cavallo podría ser extraditado de España a Argentina luego de que México, que lo entregó a la justicia española, dio su aval al proceso, al cual se oponen organizaciones de derechos humanos argentinas porque recibiría un “trato privilegiado”.

“Con base al artículo 18 del tratado de extradición vigente entre México y España, la cancillería mexicana ha otorgado su consentimiento para que Cavallo sea extraditado a Argentina”, dijo el sábado a la AFP una fuente de la Secretaría de Relaciones Exteriores de México.

Añadió que el acuerdo fue firmado y entregado en días pasados a las autoridades españolas, “a las que ahora corresponderá decidir si es extraditado a Argentina o si finalmente es juzgado en España”, añadió.

Cavallo fue detenido en México en 2000 a solicitud del juez Baltazar Garzón de la Audiencia Nacional española para ser juzgado por los crímenes cometidos durante la dictadura argentina. Fue extraditado a España en junio de 2003.

Pero el ex militar también es reclamado por el juez argentino Luis Torres, que investiga los crímenes cometidos en el centro clandestino de detención de la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), por donde pasaron unos 5.000 prisioneros.

Organizaciones de derechos humanos y de perseguidos por la dictadura se oponen a que Cavallo sea enjuiciado en Argentina ya que mientras en España pesan en su contra cargos de crímenes de lesa humanidad, en su país natal es requerido por cinco causas por delitos cometidos en la ESMA.

Si Cavallo es entregado a Argentina “no sería juzgado por aquellos delitos por los que fue extraditado de México a España”, ha advertido Silvia Panebianco, portavoz de la organización Genocidio Nunca Más, con sede en Ciudad de México.

“Y en caso de ser condenado, Cavallo iría a una prisión de privilegio en un penal militar, como el resto de los genocidas detenidos en ese país”, añadió la vocera de esta organización que agrupa a perseguidos políticos y a familiares de desaparecidos.

El juicio de Cavallo aún no comenzó en España ya que la Audiencia Nacional decidió en diciembre de 2006 no proseguir con el caso alegando que cuando hay “concurrencia de jurisdicciones es preferente el ‘locus delicti’ (el lugar donde se cometió el crimen)”.

Y si bien el 18 de julio de 2007 esta decisión fue revocada por el Tribunal Supremo de Justicia, el presidente de la sección tercera de la Audiencia Nacional, Alfonso Guevara, rechazó establecer la fecha de inicio del juicio con el argumento de que primero era necesario conocer la decisión de México sobre una eventual extradición.

Un juez español puso como fecha límite el 31 de marzo próximo para que México anunciara su decisión, con la posibilidad de que si no se inicia un juicio, Cavallo recupere su libertad al haber permanecido casi ocho años en prisión.

En España, la fiscalía reclama para el ex militar acusado una pena mínima de 13.332 años de cárcel y otra máxima de 17.010 por crímenes de lesa humanidad ya que se le imputan siete asesinatos, 152 delitos de lesiones y 407 de terrorismo.

Cavallo de su lado ha manifestado que desea ser juzgado en Argentina, donde, según organismos de derechos humanos, la pena sería menor ya que sólo sería juzgado por cinco causas de delitos cometidos en la ESMA.

You must be logged in to post a comment Login