Policías de Centroamérica y Los Angeles crean frente contra las pandillas

LOS ANGELES (AFP) – Los directores de las Policías de Los Angeles y El Salvador suscribieron un acuerdo de intercambio de estrategias e información para combatir el fenómenos de las pandillas que azotan Centroamérica, ciudades de Estados Unidos, Canadá y más recientemente España.

En el marco de la Segunda Cumbre Anual Policial de Pandillas Transnacionales, que culminará el miércoles y en la que también participan agencias locales, estatales y federales junto a los jefes de policía de Honduras, Guatemala, Belice, México, Canadá, Nicaragua y España, cada representante expuso la situación actual de las pandillas en su región.

Con el acuerdo suscrito con El Salvador, "se intercambiarán tácticas de entrenamiento, de inteligencia e información que servirán para combatir las pandillas en los dos países", dijo el alcalde Antonio Villaraigosa, quien también suscribió el documento.

Estos acuerdos continúan centrándose en la ejecución de medidas policiales, muchas de ellas de "mano dura", que en los últimos cinco años han traido escasos resultados y han dejado al margen las alternativas que implican planes de convivencia social, de inserción de jóvenes pobres, inmigrantes indocumentados y muchos de ellos deportados hasta más de una vez de Estados Unidos.

El director de la Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador, Francisco José Roveira, dijo que tenía "un objetivo común contra las pandillas y el crimen organizado. El año pasado abrimos el Centro Trasnacional de Pandillas y tenemos una base de datos con 20 mil (nombres de) pandilleros, información que compartimos con las autoridades de aquí".

De su lado Robert Loosle, agente especial del FBI, precisó que este tipo de proyecto financiado por el Departamento de Estado y la policía federal estadounidense busca que en un futuro se pueda "expandir a otros países, dependiendo de las necesidades de cada país".

Reunidos en el Hotel Hilton de Universal Studios, el Jefe del Departamento de Policía de Los Angeles (LAPD), William Bratton; el Sheriff del Condado de Los Ángeles (LASD), Lee Baca, y los jefes de las policías centroamericanas insistieron en que el problema de las pandillas tienen que ser abordado como un conflicto internacional.

El fenómeno de las pandillas, que es más sensible en el denominado Triángulo Norte (Guatemala, El Salvador y Honduras), se ha expandido a Canadá, Estados Unidos y España al margen de las medidas policiales tomadas en cada una de las naciones centroamericanas, donde en la última década nacieron las denominadas "clicas" (células) que, con actos delictivos y extorsiones, traspasan fronteras.

Según estimaciones oficiales, en los países centroamericanos, México, Estados Unidos y Canadá, operan unos 90.000 pandilleros.

Según varios expertos de la región, las pandillas centroamericanas muestran una "peligrosa evolución", que las está acercando al crimen organizado, al narcotráfico y al lavado de dinero.

De acuerdo con la FLACSO y datos de los servicios policiales de Centroamérica, más de 200.000 jóvenes marginados, muchos de ellos deportados de Estados Unidos, integran las pandillas, entre las que destacan la "Mara Salvatrucha" o "MS" y la "Mara 18".

Varios estudios sociológicos dan cuenta de que el movimiento migratorio entre Estados Unidos y Honduras, Guatemala y El Salvador ha favorecido el nacimiento de pandillas violentas, que ahora buscan nuevos horizontes como España.

You must be logged in to post a comment Login