Quito dio por superada crisis con Bogotá pero sin restablecer relaciones

QUITO (AFP) – Ecuador dio por superada la graves crisis con Colombia con la resolución de los cancilleres de la OEA, que el martes rechazó la violación colombiana a su soberanía, pero dejó en entredicho la reanudación de los nexos políticos pese al pedido de ex diplomáticos para que se normalicen.

“Damos así por superada una tremenda crisis que se desató (…) rescatamos algunas experiencias muy valiosas y algunos hitos que se han marcado en la historia de América Latina al demostrarse que, con convicción, un país pequeño como Ecuador puede defender sus derechos”, afirmó el presidente Rafael Correa.

Reiteró que “si en algo Ecuador puede interceder para lograr la paz en Colombia, que cuenten con nosotros”.

Correa se mostró satisfecho con la resolución de la OEA que, según él, “ha recogido todas las aspiraciones de Ecuador” y añadió que el documento “registra las disculpas sin atenuantes de Colombia y el compromiso de no volver a cometer agresión alguna” como lo expresó su homólogo colombiano, Alvaro Uribe, durante la cumbre del Grupo de Rio en Santo Domingo.

“Es un triunfo del gobierno, que desplegó esfuerzos para hacer respetar la soberanía e integridad territorial de Ecuador, así como para lograr el compromiso de Colombia de que no repetirá actos atentatorios al Derecho Internacional y a la Carta de la OEA”, expresó a su vez la cancillería.

El canciller encargado, Eduardo Egas, declaró que “después de la resolución se va a evaluar exactamente todo el panorama para ver si las condiciones están totalmente maduras para un restablecimiento de las relaciones diplomáticas”.

Añadió que el examen determinará “si efectivamente el aval que nos están dando los demás socios de la región es suficiente para proseguir la relación” con Bogotá, rota debido al ataque militar colombiano contra las FARC en Ecuador que dejó una veintena de muertos, entre ellos el jefe rebelde Raúl Reyes y cuatro universitarios mexicanos.

Incluso el ministro de Seguridad Interna y Externa, Gustavo Larrea, advirtió el lunes que Quito no reanudará las relaciones hasta que Bogotá desista de “su campaña” para implicar al gobierno ecuatoriano con las FARC.

Sin embargo, el ex vicecanciller ecuatoriano Marcelo Fernández de Córdoba dijo que las relaciones con Colombia “se deben reanudar a pesar de las dificultades y lo antes posible”.

“Han quedado lesionadas las relaciones, pero hay que buscar acercamientos para que los dos países vuelvan a tener confianza, la cual no se la va a crear dándonos la espalda mutuamente”, añadió.

El ex embajador ante la OEA Blasco Peñaherrera manifestó a su vez que “sin duda alguna” ya se deben restablecer los vínculos y expresó su preocupación por la posición de Ecuador de condicionar el restablecimiento de las relaciones a la suspensión de la campaña mediática de desprestigio que realiza Bogotá.

“Eso prolonga el ambiente de recelo, de incomodidad”, señaló.

Los cancilleres de la Organización de Estados Americanos (OEA) aprobaron en la madrugada del martes una resolución rechazando, aunque sin condenar explícitamente como pretendía Quito, la violación colombiana a la soberanía de Ecuador durante el bombardeo contra las FARC el 1 de marzo.

Estados Unidos, aliado incondicional de Colombia, también apoyó el pronunciamiento, pero manifestó reservas sobre el texto porque no tiene en cuenta “el derecho a la autodefensa” de los países.

You must be logged in to post a comment Login