México debate planes de privatización petrolera a 70 años de nacionalización

MEXICO (AFP) – Los planes de privatización o de mayor participación privada en la poderosa estatal petrolera Pemex dividen la escena política en México, a 70 años de la expropiación del recurso.

La izquierda liderada por Andrés Manuel López Obrador encabezó el martes un acto multitudinario en el Zócalo, la plaza central capitalina, para reiterar su rechazo frontal a una eventual privatización de Petróleos Mexicanos (Pemex), la mayor empresa del país, que logró ingresos récord de 104.511 millones de dólares en 2007.

La defensa de Pemex como empresa estatal es la principal bandera de López Obrador, que estuvo cerca de ganar las elecciones de 2006.

“Si se privatiza el petróleo o si se comparte la venta petrolera con empresas extranjeras no tendríamos realmente cómo sacar adelante al país”, dado que Pemex genera 40% de los ingresos fiscales, advirtió López Obrador ante miles de simpatizantes.

Durante la concentración, una cercana colaboradora de López Obrador llamó a las mujeres a encabezar la resistencia civil a partir del 25 de marzo en las sedes del Congreso, aeropuertos y carreteras en caso de que el gobierno de Felipe Calderón presente una iniciativa energética ante el Legislativo.

“Qué sean unicamente las mujeres las que acudan, vamos a ver si así se atreven a quitarnos nuestro petróleo”, amenazó.

El gobierno del conservador Calderón negó este martes planes de privatización de Pemex a través de un proyecto de reforma energética que será presentado al Parlamento en los próximos días.

“Hoy como hace 70 años el petróleo es y seguirá siendo de los mexicanos, seguiremos ejerciendo plena soberanía sobre nuestros hidrocarburos”, aseguró Calderón al encabezar la ceremonia de conmemoración de la expropiación petrolera.

El presidente reconoció sin embargo la necesidad de abrir la puerta a inversiones extranjeras, y anunció que estudia la posibilidad de construir una refinería, debido a que México importa 40% de la gasolina que consume y está cayendo en “una creciente y peligrosa dependencia” de combustibles refinados.

Se han dado “instrucciones para que sin dilación analicen la factibilidad técnica para construir una nueva refinería con el fin de disminuir dependencia energética”, indicó.

Las autoridades consideran necesaria la apertura al capital privado, sobre todo en exploración en aguas profundas para compensar la declinación de su mayor yacimiento, el de Cantarel (Golfo de México) con reservas para menos de 10 años, según estimaciones oficiales.

“La secretaría de Energía planteó a legisladores la necesidad de que Pemex realice alianzas con empresas multinacionales para la exploración y explotación de petróleo y gas”, señala este martes el periódico El Universal al citar un documento de ese ministerio.

El diagnóstico entregado a senadores, según el diario, indica que de ese modo la producción de crudo de la empresa monopólica se ubicaría en 2020 en niveles superiores a 4 millones de barriles diarios, y la exportación en casi 3,2 millones.

Pemex produjo 3,1 millones de barriles diarios en 2007 (5,3% menos que en 2006) y exportó 1,6 millones de barriles en 2007.

La secretaria de Energía, Georgina Kessel, explicó que entre las alternativas para Pemex figura realizar alianzas estratégicas, y citó el caso de Cuba que -dijo- firmó convenios con PDVSA (Venezuela), Repsol (España) y Petrobras (Brasil).

“Que no se equivoquen los privatizadores. Si se aventuran a lanzar su iniciativa, el destino de Pemex no se decidirá en las sombras, sino en las calles”, advirtieron en un comunicado los legisladores de izquierda, segunda fuerza parlamentaria, al recordar los 70 años de la expropiación.

You must be logged in to post a comment Login