China admite que disparó contra manifestantes tibetanos

Por Heriberto Araújo

Beijing.- China modificó este viernes su discurso y aseguró, contrariamente a lo que anunció hace dos días, que las fuerzas de seguridad dispararon contra los manifestantes tibetanos, al tiempo que reiteró su disposición al diálogo.

La policía disparó “en defensa propia” el pasado domingo, e hirió a cuatro manifestantes en la región de Aba, en la provincia de Sichuan (fronteriza con el Tíbet y donde vive una importante comunidad tibetana), indicó un funcionario chino a la agencia oficial Xinhua.

Según esta fuente, los manifestantes habrían incendiado una comisaría de policía y habrían atacado a los agentes con cuchillos, lo que habría motivado la respuesta de las fuerzas de seguridad. “La policía se vio obligada a disparar en defensa propia”, declaró.

El gobierno de Beijing reiteró este viernes que la “puerta al diálogo está abierta”, siempre y cuando el líder budista acepte las condiciones del gobierno chino: reconocimiento de que el Tíbet forma parte del territorio chino y cese de toda actividad separatista.

“Si partimos de esa base, la puerta del diálogo está siempre abierta”, dijo el portavoz de la cancillería china, Qin Gang, en una rueda de prensa, en respuesta al llamamiento al diálogo lanzado por el líder tibetano un día antes.

En Lhasa, fuentes de Notimex indicaron que el gobierno chino ha pedido a los extranjeros que trabajan para las ONG que abandonen el Tíbet “por razones de seguridad”.

El personal extranjero de la Cruz Roja Australiana, presente en Lhasa, tuvo que abandonar la zona, según estas fuentes.

Mientas tanto, la comunidad internacional se moviliza para encontrar una salida a la crisis.

La presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, se reunió en la India con el Dalai Lama y aseguró que “la situación en el Tíbet es un desafío para la conciencia del mundo”.

“La situación en el Tíbet es un desafío para la conciencia del mundo. El mundo debe saber lo que está sucediendo”, dijo Pelosi, mientras miles de refugiados tibetanos enarbolaban banderas estadounidenses y tibetanas en el centro de la ciudad de Dharamsala, donde el Dalai Lama vive exiliado.

Esta es la segunda vez que Pelosi, una ferviente crítica de la situación de los derechos humanos en China, se reúne con el Dalai Lama.

Por su parte, la secretaria estadounidense de Estado, Condoleezza Rice, habló el jueves con su homólogo chino, Yang Jiechi, sobre la situación en el Tíbet, informaron fuentes oficiales el viernes.

Canadá pidió, a su vez, a China que respete plenamente los derechos humanos y las manifestaciones pacíficas en el Tíbet.

“Canadá comparte las inquietudes de la población frente a la situación en el Tíbet. Como lo mencionó el Dalai Lama durante nuestro encuentro, y como declaró recientemente, su mensaje exhorta a la no violencia y a la reconciliación, y yo añado mi voz a la suya”, dijo el primer ministro Stephen Harper en un comunicado.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login