Soldado de origen mexicano es la baja cuatro mil de EU en Irak

Dallas.- El soldado de origen mexicano José “Joe” Rubio se convirtió este domingo en el deceso número cuatro mil de las fuerzas armadas estadounidenses en el frente de batalla en Irak, confirmó el lunes su esposa Jennifer Rubio.

José “Joe” Rubio, originario de la fronteriza comunidad de Reynosa, en el norteño estado mexicano de Tamaulipas, murió la noche del domingo cuando un aditamento explosivo improvisado estalló mientras realizaba un patrullaje por calles de Bagdad.

El Departamento de Defensa informó este lunes a familiares de Rubio, asentados en la comunidad de Mission, en el sur de Texas, que José había sido uno de los cuatro soldados que murieron en ese incidente.

Con la muerte de los cuatro se alcanzó la cifra de cuatro mil decesos de soldados estadounidenses desde que estalló el conflicto en marzo de 2003.

La esposa de José dijo este lunes en declaraciones a la estación de televisión KRGV de McAllen, Texas, que “Joe” apenas tenía un año y medio de haberse enlistado en el ejército y desde octubre pasado había sido enviado a Irak.

“El se enlistó porque deseaba tener una mejor educación”, dijo al recordar a su esposo, a quien conoció en la preparatoria y quien apenas el pasado 19 de marzo había cumplido 24 años de edad.

La pareja se casó hace dos años y poco después de haberse enlistado, cuando ambos vivían en el Fuerte Stewart en Georgia, nació su hijo Nikolai, ahora de 11 meses de edad.

José, cursó una licenciatura en computación en el South Texas College y deseaba continuar con su educación, relató su esposa. “El amaba las computadoras”, destacó.

José, nació en Reynosa y era el menor de nueve hermanos. El y otro de sus hermanos se convirtieron en residentes permanentes de Estados Unidos en 1996.

“Recibimos la noticia esta mañana y aún no lo hemos asimilado, no lo podemos creer”, dijo Edgar Rubio, hermano del soldado fallecido.

Seis de los hermanos residen aún en Reynosa y en Matamoros, aunque sus padres viven en Mission, indicó Edgar.

Su madre, Macaria, de 67 años de edad, tuvo que ser atendida este lunes por un cardiólogo luego de recibir la noticia, señalo Edgar.

La familia aún desconoce cuándo recibirá el cuerpo, pero se espera que tome alrededor de una semana.

El pentágono todavía no anuncia de manera oficial la muerte de Rubio y de sus otros tres compañeros. Las muertes son dadas a conocer en un comunicado oficial una vez que sus familiares han sido contactados.

Bush ofrece condolencias por los cuatro mil soldados muertos en Irak

El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, ofreció el lunes sus condolencias al sumar la cifra de cuatro mil soldados muertos en Irak, una semana después de cumplirse el quinto aniversario de la invasión de Estados Unidos a Irak.

“En este día de reflexión ofrezco mis más profundas condolencias a sus familias”, dijo el mandatario en el Departamento de Estado, tras una reunión con la titular de esa dependencia federal, Condoleezza Rice.

Señaló que los estadounidenses “oran por su consuelo y fortaleza” para los familiares de los soldados que perdieron la vida en Irak ya que “cada vida es preciosa a nuestros ojos”, anotó.

La muerte de cuatro soldados estadounidenses este domingo en Irak al estallar una bomba al paso de su vehículo elevó la cifra a un total de cuatro mil tras cumplirse la semana pasada el quinto año de la invasión a ese país.

El mandatario tenía previsto para este lunes una videoconferencia con el general David Petraeus, jefe de las fuerzas estadounidenses en Irak, y el embajador Ryan Crocker, embajador de Estados Unidos en ese país, quienes presentarán un reporte en abril ante el Congreso.

Estados Unidos tiene 158 mil soldados en Irak que se pueden reducir a 140 mil en los próximos meses, luego que el año pasado se aumentó el número de soldados para acabar con la violencia sectaria en el país árabe.

Bush dijo que “algún día la gente mirará hacia atrás en este momento de la historia y dirá: gracias a Dios que había personas valientes dispuestas a servir porque pusieron las bases para la paz en las generaciones por venir”.

“He prometido en el pasado y lo hago ahora mientras sea presidente que aseguraré que esas vidas no se hayan perdido en vano” y que hay “un resultado que merecerá el sacrificio que han hecho tanto civiles como militares”, indicó.

Reiteró que sus estrategias buscan “asegurar la victoria” para que “Estados Unidos sea más seguro, esas jóvenes democracias sobrevivan y la paz sea más probable” en el siglo 21.

Poco antes, la vocera de la Casa Blanca, Dana Perino, dijo que Bush se sentía muy “entristecido” por la muerte de los soldados y que el mandatario asume la responsabilidad por sus decisiones y por una victoria.

Este día, dijo por su parte el líder de la mayoría demócrata en el Senado, Harry Reid, “lloramos por los cuatro mil miembros de las fuerzas armadas que han muerto en esta guerra y honoramos a sus familias que tanto han sacrificado en el servicio a esta nación”.

“La semana pasada comenzamos el sexto año de esta guerra costosa y el mes pasado comenzamos el segundo año de la intensificación de la guerra del presidente Bush, pero los líderes de Irak rehúsan a responsabilizarse de su propio país”, señaló.

El líder demócrata pidió a Bush “que sea honesto con el pueblo estadounidense” y que responda a la pregunta que el general Petraeus le hizo hace más de cinco años: “Dígame cómo se acaba esto”.

– NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login