Honduras destaca acuerdo con FMI, que condona deuda para combatir la pobreza

TEGUCIGALPA (AFP) – Tras un año de diálogo, el gobierno hondureño de Manuel Zelaya logró un acuerdo ‘stand by’ con el Fondo Monetario Internacional (FMI) que le obliga a mantener la estabilidad macroeconómica y combatir la pobreza con fondos de la condonación de la deuda externa.

Tomando en cuenta “que está proyectada la posibilidad de una recesión de la economía norteamericana, era importantísimo para Honduras tener un programa que para nosotros es una ancla en un momento de turbulencia internacional”, destacó la ministra de Finanzas, Rebeca Santos, en una entrevista concedida desde Washington a radios locales.

Honduras comenzó a negociar el acuerdo con el FMI en abril de 2007, luego de vencer en febrero de ese año el suscrito en 2005 que le abrió las puertas a la Iniciativa de Países Pobres Altamente Endeudados (HIPC) y a una condonación de 3.850 millones de su deuda externa de 5.185 millones de dólares.

Santos hizo el anuncio el lunes de que el directorio del FMI había aprobado el acuerdo por un año a Honduras.

“Honduras tiene avaladas sus cifras de estabilidad, de crecimiento, desarrollo, reducción de la pobreza con la comunidad internacional”, destacó el presidente Manuel Zelaya, al confirmar el acuerdo con el Fondo.

Según el programa monetario que sustentó el acuerdo ‘stand by’, Honduras proyecta un crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) del 5%, similar al del año anterior; un déficit fiscal del 1,5% del PIB (situado actualmente en 3%) y una inflación máxima del 9%.

“El acuerdo no significa medidas fiscales para el pueblo hondureño ya que es algo que hemos definido como política de Estado y que hemos estado logrando mantener en base a un gran sacrificio”, aseguró Zelaya.

Pero el acuerdo con el FMI obliga al Gobierno a incrementar los ingresos de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE) y Empresa Hondureña de Telecomunicaciones (Hondutel), vía aumento de las tarifas.

“Es un acuerdo interino, un acuerdo stand by, que esa producción es un poco compleja, pero que abre las puertas a un proceso de negociación que podría dar con un nuevo acuerdo, denominado de ‘facilidad ampliada’ para el crecimiento y reducción a la pobreza, que es el que normalmente Honduras podría requerir en los próximos años”, declaró el coordinador del no gubernamental Foro Social de la Deuda Externa y Desarrollo de Honduras (Fisdeh), Mauricio Díaz.

El dinero que Honduras se ahorra en el pago de la deuda externa, debe aplicarlo en la Estrategia de Reducción de la Pobreza (ERP) que obliga al gobierno a reducir en 24 puntos, en los próximos 15 años, ese flagelo que afecta a cerca del 70% de los 7 millones de hondureños.

Sin embargo, el Gobierno ha recibido críticas porque la mayoría de los fondos los está dedicando a gastos en salarios de educadores, médicos y policías.

You must be logged in to post a comment Login