Guerra en Irak agrava problemas económicos en EU: Stiglitz

Madrid.- El Premio Nobel de Economía 2001, Joseph E. Stiglitz, afirmó que la guerra en Irak ha desgarrado la economía de Estados Unidos, que “está muy enferma mientras todo el mundo sufre”, publicó el domingo el diario español El País.

En el artículo “La economía de Estados Unidos, desgarrada por la guerra”, el profesor de Economía de la Universidad de Columbia analizó el actual deterioro de la economía estadounidense y la relación que en ella tiene la guerra en Irak.

Aclaró que más allá de tratarse de dos problemas separados, sólo hay uno que es la guerra en sí, que “ha exacerbado los problemas económicos de Estados Unidos”.

Expuso que si bien antes se pensaba que las guerras reactivaban la economía, esta vez no es así debido en primer lugar a que el conflicto ha contribuido a la subida de los precios del petróleo, que cuando inició la guerra estaba a menos de 25 dólares el barril.

“La guerra alteró la ecuación. La subida de los precios del petróleo significa que los estadounidenses (y los europeos, y los japoneses) están pagando cientos de millones de dólares a los dictadores de Oriente Próximo y a los exportadores de crudo en otros países, en vez de gastar ese dinero en casa”.

El economista explicó que además el dinero de Estados Unidos dedicado a la guerra de Irak no estimula la economía de este país tanto como el que podría invertirse en carreteras, hospitales y escuelas, y tampoco contribuye de la misma forma al crecimiento a largo plazo.

“El gobierno de (George W.) Bush intentaba ocultar los verdaderos costes de la guerra mediante una contabilidad incompleta y confusa, los fallos de la economía permanecieron ocultos gracias a una inyección de liquidez de la Reserva Federal y una normativa fiscal poco estricta”.

Señaló que ahora tras el inicio de la crisis en el sector inmobiliario y bancario, el gobierno de Estados Unidos reaccionó con un paquete de medidas “que es demasiado escaso, llega demasiado tarde y está mal diseñado”.

Stiglitz agregó que otra razón por la que la guerra es negativa a la economía de Washington es el gasto que se ha hecho en ello, de 12 mil millones de dólares al mes, y además lo mucho que queda por pagar como los gastos de compensación a los soldados que regresan.

“Esta guerra se ha financiado de manera distinta a cualquier otra guerra de la historia de Estados Unidos y, tal vez, de la historia reciente de cualquier país”, criticó el académico estadounidense.

Recordó que lo normal es que los países pidan un sacrificio común, del mismo modo que piden a sus jóvenes, hombres y mujeres, que arriesguen sus vidas. Se suben los impuestos y se produce un debate sobre qué parte de la carga hay que pasar a las generaciones futuras.

No obstante, “cosa extraordinaria, Bush pidió y obtuvo un insensato recorte fiscal para los ricos, lo que significa que cada dólar que se ha gastado en la guerra se ha pedido prestado”.

“Por primera vez desde la Guerra de Independencia de Estados Unidos, hace dos siglos, el país ha tenido que recurrir a acreedores extranjeros, porque las familias estadounidenses no han ahorrado nada”.

Añadió que la deuda nacional “ha aumentado un 50 por ciento en ocho años, y casi un billón de dólares de ese aumento es debido a la aventura bélica iraquí, una cantidad que seguramente se incrementará a más del doble en los próximos 10 años”.

“¿Quién iba a pensar que una Administración podía hacer tanto daño en tan poco tiempo? Estados Unidos y el mundo seguirán pagando las consecuencias durante decenios”, cuestionó.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login