China encabeza lista de países con más ejecuciones: AI

Londres.- Por lo menos mil 252 personas fueron ejecutadas durante 2007 en 24 países y muchas más murieron en secreto a manos del Estado en diversas naciones, incluyendo China, Mongolia y Vietnam, informó la organización Amnistía Internacional (AI).

En su reporte “Sentencias de Muerte y Ejecuciones en 2007”, AI indicó que al menos tres mil 347 personas fueron condenadas a muerte en 51 países, para sumar 27 mil 500 personas en la “fila de la muerte” alrededor del mundo.

Las cifras muestran también un incremento en las ejecuciones en varios países. Irán aplicó la pena capital a por lo menos 317 personas en 2007, Arabia Saudita a 143 y Pakistán a 135, en comparación con las 177, 39 y 82 ejecuciones, respectivamente, registradas en 2006.

De acuerdo con el reporte, 88 por ciento de todas las ejecuciones conocidas ocurrieron en cinco países: China, Irán, Arabia Saudita, Pakistán y Estados Unidos. Arabia Saudita tuvo el mayor número de ejecuciones en relación con el tamaño de su población, seguida por Irán y Libia.

Amnistía Internacional pudo confirmar por lo menos 470 ejecuciones en China -la mayor cifra absoluta. Sin embargo, la organización indicó que el número verdadero en China es sin duda mucho mayor.

China, país al que el informe clasifica como el principal ejecutor del mundo, clasifica la pena de muerte como un secreto de Estado, por lo que sólo las autoridades saben exactamente cuántas personas fueron privadas de la vida con autorización estatal.

“El uso secreto de la pena de muerte debe cesar: el velo de secreto que rodea la pena de muerte debe ser levantado. Muchos gobiernos alegan que las ejecuciones se realizan con apoyo público. Por tanto, el pueblo tiene derecho a saber qué se hace en su nombre”, indicó AI.

El documento señaló que muchos países continuaron en 2007 aplicando la pena capital por faltas no consideradas comúnmente como crímenes, o después de procesos injustos. Como ejemplo citó el caso de Jafar Kiani, padre de dos, quien fue lapidado a muerte por adulterio en Irán en julio.

Otro caso fue el de un gerente de fábrica norcoreano de 75 años de edad, fusilado en octubre por no declarar su historial familiar, invertir su propio dinero en la fábrica, nombrar a sus hijos como administradores y hacer llamadas telefónicas internacionales.

Mustafa Ibrahim, un ciudadano egipcio, fue decapitado en Arabia Saudita en noviembre por practicar la brujería, refirió.

En Estados Unidos, Michael Richard fue ejecutado en Texas el 25 de septiembre luego de que un tribunal estatal se negara a permanecer abierto 15 minutos más para recibir una apelación basada en la inconstitucionalidad de la inyección letal.

La Suprema Corte de la nación se negó a detener la ejecución de Richard, aunque ese mismo día había aceptado revisar la cuestión de la inyección letal en relación con un caso de Kentucky, decisión que condujo a una moratoria de todas las demás ejecuciones por ese método en el país. El fallo de la Corte se espera este año.

Tres países -Irán, Arabia Saudita y Yemen- ejecutaron a personas de menos de 18 años de edad, en violación al derecho internacional, señaló Amnistía Internacional.

Sin embargo, apuntó, 2007 fue también un año en que hubo buenas noticias sobre la pena de muerte: la Asamblea General de las Naciones Unidas votó en diciembre por 104 a 54, con 29 abstenciones, por la abolición de la pena capital.

“La Asamblea General tomó la decisión histórica de pedir a todos los países que dejen de ejecutar personas. Que la resolución fuera adoptada con una mayoría tan clara demuestra que la abolición global de la pena de muerte es posible”, consideró AI.

“La toma de una vida por parte del Estado es uno de los actos más drásticos que un gobierno puede realizar. Urgimos a todos los gobiernos a que cumplan los compromisos adoptados por las Naciones Unidas y pongan fin a la pena de muerte de una vez por todas”, acotó.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login