Repudian asilo en Estados Unidos de ex presidente boliviano Sánchez de Lozada

La Paz.- Juntas vecinales y organizaciones sindicales de la vecina ciudad boliviana de El Alto iniciaron el lunes protestas y marchas por el asilo que Estados Unidos concedió al ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada.

“Vamos a iniciar una serie de protestas para que Estados Unidos se de cuenta que está protegiendo a un criminal”, indicó el dirigente Roberto de la Cruz.

Lamentó que Estados Unidos proteja a Gonzalo Sánchez de Lozada, un político, economista y empresario boliviano que gobernó el país en dos ocasiones (1993-1997 y 2002-2003).

El gobierno de Estados Unidos concedió asilo político a Sánchez de Lozada y a su colaborador Carlos Sánchez Berzaín.

El ex gobernante fue acusado en el año 2004 de genocidio y asesinato luego de los disturbios del año 2003 que obligaron su salida del cargo.

De la Cruz, uno de los dirigentes de la ciudad de El Alto, indicó que desde hoy se inicia una lucha para generar conciencia en Estados Unidos de que se está protegiendo a quien sembró el caos en Bolivia.

Informó que para esta oportunidad han convocado a las víctimas de octubre de 2003 y miembros de las organizaciones sociales “porque esto no puede quedar así. No podemos soportar este extremo”, señaló De la Cruz , también concejal de El Alto.

El dirigente de la Central Obrera Regional, Edgar Patana, dijo que Estados Unidos conocerá la reacción del pueblo e indicó que van a ponerse firmes en la lucha por sus reivindicaciones.

Lamentó, de otro lado, los hechos de violencia que se han registrado en la ciudad boliviana de Sucre donde la gente blanca ha agredido a indígenas.

“Han agredido a la gente más humilde y vamos a defendernos como también lo haremos frente a la actitud de Estados Unidos de proteger a quienes maltrataron a este pueblo”, advirtió.

Los bolivianos que marcharon en la ciudad de El Alto se concentraron en la Plaza Ballivián y en el Faro Murillo.

Patana dijo que demandarán un juicio de responsabilidades contra Sánchez de Lozada y sus colaboradores, no obstante que Estados Unidos ya les haya concedido asilo político.

“Queremos que se tome en serio el pedido de enjuiciar a Gonzalo Sánchez de Lozada, al ex ministro Sánchez Berzaín y otros que metieron bala al pueblo sin pensarlo dos veces y que luego se fugaron”, añadió.

En octubre de 2003, tras una rebelión popular que se opuso firmemente a la enajenación del gas y su posterior venta a Estados Unidos por un puerto chileno, Sánchez de Lozada tuvo que dejar el gobierno.

En esa oportunidad la fuerte represión militar causó la muerte de más de 65 personas y dejó 400 heridas.

Intentan miles de bolivianos tomar embajada de EU en La Paz

La Paz.- Miles de bolivianos cercaron el lunes e intentaron tomar la embajada de Estados Unidos, luego de marchar desde la vecina ciudad de El Alto, en rechazo al asilo político que Washington concedió al ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada.

Después de una larga caminata, los manifestantes llegaron a la legación diplomática en La Paz y a gritos demandaron la extradición de Sánchez de Lozada y de su ex ministro de Defensa, Carlos Sánchez Berzaín, acusados de la muerte de 65 personas en octubre de 2003.

Ante la arremetida y el constante detonar de petardos de dinamita -que sólo ocasionaron estruendo pero no daños materiales-, la policía boliviana disperó con gases lacrimógenos a los manifestantes, que reportaron tres heridos.

Cientos de personas quedaron con irritaciones a los ojos y las vías respiratorias a causa de las bombas de gas.

Los manifestantes acusaron al gobierno estadounidense de dar refugio “a criminales reclamados por la justicia boliviana”. Las protestas paralizaron por completo el tránsito en el centro de La Paz durante su recorrido.

El ex presidente y su ex ministro son investigados por la muerte de 65 personas durante la represión de octubre de 2003, que dejó además 400 heridos, en las protestas contra un plan de exportación de gas a Estados Unidos por un puerto chileno.

You must be logged in to post a comment Login