Brasil entre el despegue y un Vía Crucis

MONTEVIDEO (AFP) – El reinicio de las eliminatorias sudamericanas hacia el Mundial de Sudáfrica-2010, el fin de semana, coloca a Brasil ante la encrucijada de despegar definitivamente o enfrentar un verdadero Vía Crucis ante dos de sus más peligrosos rivales, Paraguay y Argentina.

Cuando el sábado a las 19H00 GMT suene el silbato en el Estadio Centenario de Montevideo para dar inicio al partido Uruguay-Venezuela por la quinta fecha del clasificatorio regional, se habrá cerrado un interregno de siete meses de inactividad, que se inició con una tabla de posiciones dominada por los guaraníes.

En efecto, Paraguay comanda el lote con 10 puntos, seguido de Argentina (9), Brasil (8), Colombia (8), Venezuela (6), Uruguay (4), Chile (4), Ecuador (3), Perú (2) y Bolivia (1).

La quinta fecha prevé además para el sábado el choque de Perú y Colombia en Lima y para el domingo Paraguay-Brasil en Asunción, Argentina-Ecuador en Buenos Aires y Bolivia-Chile en La Paz.

La sexta jornada dispone para el martes el enfrenamiento Uruguay-Perú en Montevideo y para el miércoles Bolivia-Paraguay en La Paz, Ecuador-Colombia en Quito y Brasil-Argentina en Belo Horizonte.

El jueves Venezuela y Chile cerrarán la fecha en Puerto La Cruz.

Salvo un holgado 5-0 ante Ecuador, en partido disputado el 16 de octubre en Rio de Janeiro, Brasil no cuenta con ningún antecedente cercano de fuste a su favor.

Peor aún, el once que dirige el disciplinado Dunga cayó el pasado viernes ante Venezuela por 2-0 en partido amistoso jugado en Boston, Estados Unidos, que permitió a la vinotinto alcanzar su primera victoria ante un seleccionado auriverde.

Asunción será escenario así de un choque por demás interesante, donde el anfitrión podría confirmar todo lo bueno que hizo en el primer tramo de las eliminatorias bajo la batuta del entrenador argentino Gerardo ‘Tata’ Martino.

Pero Roque Santacruz y compañia tendrán que viajar luego a los 3.600 m de La Paz para enfrentar a Bolivia, que consiguió doblarle el brazo a la FIFA y revertir al menos de momento un veto al fútbol de altura.

Argentina, en cambio, recibirá primero a un Ecuador con fe renovada tras su goleada 5-1 a Perú, en Quito por la cuarta fecha, y luego de desplazará al Mineirao para jugar el superclásico del fútbol sudamericano.

En pleno ascenso, de acuerdo a los resultados de sus últimos amistosos, Uruguay será dos veces anfitrión, ante Venezuela y Perú.

De conseguir los seis puntos en disputa, el once celeste habrá entrado en zona de clasificación y podrá mirar con más confianza su futuro.

Pero de hecho la vinotinto se presenta como un rival a tener en cuenta, porque en las eliminatorias hacia Alemania-2006 le endosó a los uruguayos una histórica derrota 3-o en el Centenario.

Además, los venezolanos, con Juan Arango a la cabeza, también pueden ingresar a la zona directa de clasificación -los primeros cuartos- o seguir ubicados en la quinto lugar que otorga la posibilidad de una respecta contra el cuarto de la Concacaf.

Otra selección que viene de menos a más, Colombia, con el ánimo de su victoria 2-1 ante Argentina en la última fecha antes del receso, podría encontrar campo fertil ante un Perú amargado hasta los huesos luego de caer por 4-0 en un amistoso ante México, el domingo en Chicago (EEUU).

Después los cafeteros tendrán que subir a Quito para medirse con Ecuador, y ese encuentro también podría estar a su alcance si los del centro del mundo abandonan el espíritu ganador de su último choque ante Perú.

Por su lado, Bolivia tendrá oportunidad de sumar como local dos veces seguidas, ante Chile primero y luego contra Paraguay.

Hundido en el fondo de la tabla, el once del altiplano abrirá las puertas del estadio Hernando Siles, el ‘Nido del Condor’, donde el entrenador Erwin ‘Platini’ Sánchez espera recoger los frutos de dos microciclos de trabajo que aparenemente le permitieron identificar una defensa sólida y un ataque certero.

You must be logged in to post a comment Login