La ‘canarinha’ de Dunga espera convertirse en ‘gallo’ contra Argentina

BELO HORIZONTE, Brasil (AFP) – La selección brasileña comandada por el técnico Dunga comenzó el lunes los trabajos para el clásico del miércoles ante Argentina, por las eliminatorias al Mundial-2010, decidida a convertir a la histórica ‘canarinha’ en un ‘gallo’ que consiga reflotar su fútbol y subir en la tabla.

Instalada en la denominada ‘Ciudad del Gallo’, centro de prácticas del popular club Atlético Mineiro, en las afueras de Belo Horizonte (Minas Gerais, sudeste), el plantel auriverde trataba de asumir con calma la dura derrota 2-0 del domingo ante Paraguay, por la quinta fecha del premundial sudamericano.

Afrontando fuertes críticas de toda la prensa deportiva y la afición, que les tildaron de “cuadro chico”, Dunga y sus ‘garotos’ iniciaron la autocrítica tratando de recomponer líneas y ganar confianza para el clásico que disputarán con Argentina en el estadio Mineirao, donde tendrán el aliento –y también la presión– de 60.000 ‘torcedores’.

La caída del domingo hizo bajar a Brasil al cuarto puesto con 8 puntos, detrás de Paraguay (13), Argentina (11) y Colombia (9), con lo cual el triunfo contra los rioplatenses será vital para volver subir en la tabla y reanimar al ‘scratch’, pleno de figuras como Robinho (Real Madrid) pero aún con desempeño inconvincente.

Como es habitual, Dunga compareció este lunes ante la prensa con su gélido rostro, mirada irónica y simpatía economizada, casi como si la situación fuese normal. Sus palabras fueron de optimismo de cara al ‘complicado’ duelo con Argentina.

“Seguramente vamos a rendir mucho más en este juego contra Argentina que contra Paraguay”, enfatizó Dunga, para acotar que “este es un partido diferente, tanto para nosotros como para ellos, entonces tendremos que estar atentos”.

Sin embargo, los reclamos llueven principalmente por la forma en que Brasil perdió: con inoperancia, falta de fútbol ofensivo y entrega de sus cracks. Pesó fuerte, además, la histórica caída 2-0 ante Venezuela en un amistoso disputado diez días atrás en Boston.

Dunga de todas formas no dio brazo a torcer y no piensa en grandes cambios: “en ningún momento el entrenador puede perder el equilibrio”, dijo.

EL agónico empate 1-1 arrancado por Argentina en casa ante Ecuador tampoco hace avisorar un rival disminuido, pues “todo equipo tiene defectos, fallas o dudas”. En ese sentido explicó que “incluso con el empate, Argentina es peligrosa, creó muchas oportunidades de gol con su ataque”.

“Tenemos que prepararnos de la mejor manera para conseguir nuestro objetivo en este partido”, señaló el ‘Terminator’, capitán del Brasil que ganó el Mundial de 1994.

“Conversamos algunas cosas con los jugadores, vamos a analizar más el juego (ante Paraguay), pero no por causa de un partido tenemos que cambiar toda nuestra forma de jugar”, expresó.

Los números generales favorecen al técnico pues venció los dos partidos que jugó ante los argentinos, el último con lapidario 3-0 en la final de la última Copa América.

El lateral Gilberto también sabe que se precisa una inyección de ánimo y mejor fútbol ante los ‘hermanos’: “el partido contra Argentina será un duelo aparte, precisábamos de dos victorias para conseguir el liderato, no pudimos ante Paraguay, ahora tendremos que intentar jugar mejor para ganar el miércoles”.

Argentina, incluso con dudas, puede contribuir a llenar peligrosamente el vaso de Brasil, dejándole al borde de un ataque de nervios en las eliminatorias y poniendo en peligro el cargo de Dunga antes de su partida para los Juegos Olímpicos de Pekín.

You must be logged in to post a comment Login