Eurocámara aprueba iniciativa sobre inmigración

Bruselas.- El pleno del Parlamento Europeo (PE) aprobó el miércoles la llamada Directiva Retorno, que regula la detención y expulsión de inmigrantes ilegales en la Unión Europea (UE), sin la serie de enmiendas propuestas por los partidos de centro e izquierda.

Con 369 votos a favor, 197 en contra y 106 abstenciones, la norma fue aceptada y su objetivo es armonizar los procedimientos que sigue cada uno de los países miembros de la UE en la repatriación de inmigrantes irregulares, los cuales difieren mucho.

La polémica norma permitirá la detención en centros especiales por hasta seis meses, ampliables a un año y medio, de los inmigrantes ilegales que se nieguen a dejar el territorio europeo voluntariamente en un plazo de 30 días.

Tras la deportación, a esos inmigrantes se les prohibirá entrar a cualquier país del bloque comunitario durante los siguientes cinco años.

También con la directiva, se detendrá y repatriará a menores de edad sin compañía, con la condición de que la nación que le expulse tenga garantías de que algún familiar o institución se hará cargo del menor en su país de origen.

El Partido Socialista, segunda mayor formación en el PE, pedía una serie de enmiendas al texto que, entre otras cosas, reducirían el periodo de reclusión a tres meses, ampliables a 12, y más salvaguardas para los menores de edad.

En una negociación previa, la Eurocámara logró que los países miembros se comprometan a proporcionar asistencia jurídica gratuita a los ilegales sin condiciones financieras.

Instituciones de defensa de los derechos humanos, como el Consejo de Europa y Amnistía Internacional, critican las reglas de la Directiva Retorno y las acusan de violar una serie de derechos de los inmigrantes, cuyo número asciende a ocho millones de personas.

Tras la aprobación del PE, la directiva ahora será publicada en el Diario Oficial de la UE y entrará en vigor hasta 2010.

Busca Correa frente común contra medida migratoria de UE

Quito.- El presidente de Ecuador, Rafael Correa, impulsa una posición regional común frente a la polémica medida para el retorno de inmigrantes a sus países de origen, aprobada este miércoles por el Parlamento Europeo (PE).

En entrevista con la televisora ecuatoriana Canal Uno, Correa reveló que ha iniciado contactos con diversos países de la región para “presentar un frente común”, inclusive para “protestar” si fuera necesario.

La disposición establece que personas sin papeles pueden ser detenidas entre 6 y 18 meses antes de su deportación a sus países de origen.

Además, regula su deportación a los países de origen y esclarece las normas para el acceso de organizaciones no gubernamentales a los centros de detención de la Unión Europea (UE).

También prohibe a los deportados el regreso a jurisdicción de la UE durante cinco años y prevé asistencia jurídica gratuita, según estipulen las leyes nacionales.

Las colonias de inmigrantes ecuatorianos en algunos países europeos es numerosa, de manera particular en España y en Italia.

Correa dijo que ese proyecto europeo “no es una directiva de retorno (de inmigrantes) sino una directiva de la verguenza”.

El mandatario sostuvo que el tema es una “cuestión de principios y de deuda histórica” y se preguntó qué pasaría “si los países subdesarrollados exigimos que nos devuelvan todo lo que sacaron de nuestros países”.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login