Niveles de mercurio altos pero no críticos para la salud

BRITISH COLUMBIA, CA. (ConCiencia) – Los niveles de mercurio y residuos de metal que se hallan en el salmón industrial y el salmón salvaje importado a los Estados Unidos están por debajo de las guías de salud estándares, según un estudio reciente publicado en el Environmental Toxicology and Chemistry.

El salmón salvaje, importado en su mayoría de la región de British Columbia en Canadá, presentó incluso mayores niveles de mercurio que el salmón criado en piscifactorías o criaderos industriales de peces. Ambos tipos de salmón presentaron más cantidad de mercurio que el pollo, carne de res o cerdo, pero comparable con las frutas, vegetales, miel y huevos.

Sin embargo, los niveles de otros vestigios (residuos de metales y otros) fueron menores en el salmón. Asimismo, el consumo promedio de éstos continúa siendo bajo (entre el 0.05 y el 32 por ciento) en comparación con los otros alimentos (entre el 68 y 99 por ciento).

Al presentar mayores niveles de mercurio pero un consumo limitado, el estudio apoya la evidencia de que comer salmón una vez a la semana es una fuente saludable de ácidos grasos Omega 3 que son saludables para el corazón.

La Asociación Americana del Corazón, AHA, recomienda el consumo de pescado en general por considerarlo una buena fuente de proteína baja en grasas y baja en grasas saturadas, a diferencia de ciertos tipos de carne.

El atún, por su parte, presenta por lo general altos niveles de mercurio asociados con el riesgo de contraer cáncer. Por eso, la Administración Federal de Drogas y Alimentos, FDA, recomienda consumir pescado bajo en niveles de mercurio, como el atún light enlatado o el salmón.

Las mujeres embarazadas y los niños no deben consumir atún en lata o salmón más de dos veces por semana y deben evitar pescados con mayores niveles de mercurio, como por ejemplo el tiburón o pez espada.

You must be logged in to post a comment Login