Abrirán exposición multimedia “Las Violetas son flores del deseo”ú

México, 2 Jul (Notimex).- A partir de 14 muñecas fetiches,
artistas plásticos como Arturo Rivera, Gabriel Macotela, Maribel
Portela, Rocío Caballero y Saúl Kaminer, entre otros, ofrecen su
lectura personal de la novela de Ana Clavel, “Las Violetas son flores
del deseo”.

La muestra, a inaugurarse este jueves en la sede de la
Coordinación Nacional de Literatura, en el Centro Histórico
capitalino, incluye una instalación del fotógrafo Rogelio Cuéllar y
de la propia Clavel, una página web, y el performance “Quisiera ser
mujer.Quisiera ser persona”, a cargo de Lourdes Fernández.

“La violación comienza por la mirada” es la frase con que inicia
la novela de Ana Clavel “Las Violetas son flores del deseo”
(Alfaguara, 2007), narración en primera persona de Julián Mercader,
un hombre sumido en los abismos de una pasión prohibida: el deseo por
su hija Violeta.

Buscando sublimar sus pulsiones y evitar la catástrofe de la
culpa, crea una serie de muñecas sexuadas púberes, Las Violetas. Al
ponerles nombre de flor, las sitúa en la genealogía de otras muñecas
sexuadas fabuladas por el prodigioso escritor uruguayo Felisberto
Hernández en su relato abismal “Las Hortensias” (1949).

En esa suerte de neobotánica del deseo, a través de las muñecas
fetiches, hay también vínculos con el artista alemán Hans Bellmer y
sus fotografías de muñecas desmembradas (Die Puppe, 1935) que dan
cauce a una poética singular de imágenes desfloradas, de un
inconsciente perturbador. Ambos artistas, Hernández y Bellmer, forman
parte de la trama de la novela.

Las Violetas son flores del deseo -la exposición- está integrada
por 14 muñecas de cartón, del tipo de muñecas artesanales llamadas
“Las Lupitas”, crecidas a metro y medio.

Estas fueron intervenidas por los artistas Arturo Rivera,
Gabriel Macotela, Rocío Caballero, Saúl Kaminer, Alejandro Escalante,
Maribel Portela, Rubén Maya, Gustavo Monroy, Claire Becker, Jocelyne
Marmottan, Luis Manuel Serrano, Arturo Buitrón, Tarsicio Padilla y
Ana Clavel, todas ellas versiones personales de la novela original.

La presentación de la muestra será complementada con la lectura
de fragmentos de la novela, con el performance “Quisiera ser mujer_
Quisiera ser persona” -ejecutado por la coreógrafa y bailarina
Lourdes Fernández y videograbado para su consulta en la página web
www.violetasfloresdeldeseo.com-.

Además, con una instalación de Ana Clavel y Rogelio Cuéllar que
recrea entre las piernas de un maniquí, ensambladas para dar cabida
al diafragma de una cámara antigua.

Ana Clavel (Ciudad de México, 1961) se considera una escritora
muy visual y para llevar a cabo sus proyectos suele abrevar en las
imágenes fotográfica y pictórica. Su novela “Las Violetas son flores
del deseo”, ganadora del Premio Juan Rulfo de novela 2005, convocado
por Radio Francia Internacional, no fue la excepción.

“En el caso de las Violetas, tuve como muy clara la idea de
trabajar una imagen que yo no sabía si iba a ser para la portada,
pero que era una imagen sugestiva, que venía de la tradición de
Duchamp, de Bellmer, del mismo Balthus, a quien no menciono en el
título de la instalación, pero que de alguna manera está implícito
dentro de esta tradición de las Lolitas”, destacó.

A pesar de su inclinación por la imagen, la también autora de
“Cuerpo náufrago” (2005) considera que su novela es intraducible a lo
visual.

La idea de crear esta exposición surgió como un juego en el que
se buscó conocer las lecturas que diversos artistas plásticos podían
hacer del libro.

En un principio, la escritora pensó en dar a cada uno de ellos
un maniquí, pero le pareció que esto habría sido demasiado fácil.
Entonces, tras escuchar el consejo de su amiga periodista Rosa María
Villarreal, acudió a un artesano de gran tradición para que le
hiciera 14 muñecas de cartón, dentro de la tradición de “Las
Lupitas”.

Estas fueron entregadas sin pintura ni ropa, completamente
neutras, en un tamaño aproximado de un metro y medio

You must be logged in to post a comment Login