Ingrid Betancourt, entre Francia y Colombia

PARIS (AFP) – Nacida en Colombia, Ingrid Betancourt, que llegó este viernes a París dos días tras haber sido liberada de las FARC tras un cautiverio de más de seis años, adquirió la nacionalidad francesa al casarse con Fabrice Delloye en 1981.

Anteriormente había vivido y estudiado en Francia, país con el que mantiene intensos lazos afectivos.

“Me urge estar en Francia, me urge estar en casa”, afirmó antes de dejar Bogotá.

“Le debo la vida a Francia. Si Francia no hubiese luchado por mí, no estaría haciendo este viaje extraordinario”, afirmó a algunos periodistas en el Airbus presidencial que la llevó de Bogotá a París el viernes.

Nacida el día de Navidad de 1961, hija de Gabriel Betancourt, quién fue ministro colombiano de enseñanza, fallecido dos meses despues de su secuestro, y de Yolanda Pulecia, que fue luego senadora, Ingrid creció entre Colombia y París donde su padre fue embajador ante la Unesco.

Durante su infancia escuchó a los amigos de sus padres (el chileno Pablo Neruda, Gabriel García Marquez o Fernando Botero) hablar del porvenir de Colombia. Estos “inculcaron el amor de su país” a una niña “que se escondía para escucharlos hasta altas horas de la noche”, como contó en el libro “La rabia en el corazón” (La rage au coeur) publicado en 2001.

“Este libro escrito en francés es para mí una forma de mantener el lazo (entre ambos países). Quería contar mi combate al país que me enseñó la democracia y la libertad”, agregó.

Hizo sus estudios primarios en París – en la escuela de la calle de Lubeck – y los secundarios en el Liceo francés Louis Pasteur de Bogotá. Sus padres decidieron separarse en esa época.

Tras obtener su bachillerato regresó a París para cursar estudios en la Escuela de Ciencias Políticas, donde tuvo como profesor al futuro primer ministro Dominique de Villepin.

Fue allí donde conoció a Fabrice Delloye con quién tuvo dos hijos Melanie (nacida en 1985) y Lorenzo Delloye-Betancourt (1988).

En 1997 se casó con el publicista colombiano Juan Carlos Lecompte.

Electa diputada, y luego senadora, con la mayor votación del país, Ingrid se estaba preparando para las elecciones presidenciales cuando fue secuestrada por las FARC en febrero de 2002.

Colombiana y francesa a la vez, Ingrid Betancourt al ser recibida el viernes por el presidente Nicolas Sarkozy, dijo soñar con que los rehenes más jóvenes que sean liberados por las FARC puedan estudiar en Francia “con una especie de becas de la fraternidad franco-colombiana, como un símbolo de libertad”.

Su hermana Astrid también mantiene lazos estrechos con Francia, ya que se casó con Daniel Parfait, embajador de Francia en Colombia de 2000 a 2004, y ex director para las Américas en la Cancillería donde se ocupaba entre otras cosas de las relaciones con Colombia.

You must be logged in to post a comment Login