Piden a Congreso acción ante acusaciones sin base en brote salmonela

San Diego.- Agricultores del oeste de Estados Unidos demandaron al Congreso una audiencia urgente de su comité de Agricultura ante las insistentes sospechas de brotes de enfermedades debidas a productos agrícolas, lo que ha creado pérdidas millonarias.

“El congreso debe investigar este asunto a fondo y determinar maneras de que se evite en el futuro atribuirlo a inocentes productores, empacadores y distribuidores”, declaró el sábado en un comunicado el presidente de la Asociación de Agroindustriales del Oeste estadunidense, Tom Nassif.

El agroproductor se refería a comentarios a la prensa de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) sobre el tomate como sospechoso del brote de salmonela.

“Es muy posible que nunca descubramos si los tomates fueron la fuente, o, si lo son, como se contaminaron”, agregó el dirigente de agroindustriales.

“No puede ya pasar desapercibido el daño colateral que ocasionan a miles de productores inocentes los “asesores” de la FDA cuando atribuyen a productos como las espinacas o los tomates” las afecciones, agregó. Nassif dijo que es necesaria una audiencia con el comité de asuntos agrícolas del Congreso para balancear objetivos tan importantes como la protección a la salud pública y la economía agrícola.

Este sábado la cadena CNN informó por su parte que a partir del lunes inspectores de la FDA detendrán al azar cargamentos de productos agrícolas que ingresen de México en busca de presuntas pruebas del brote de salmonela al sur de la frontera estadundiense.

La fuente de esa declaración fue el ex secretario de Salud estadunidense, Tommy Thomson, quien precisó que los inspectores se enfocarán en productos como chiles jalapeños y serranos o el cilantro, en busca del posible origen del brote de salmonela.

El ex funcionario calculó que la sospecha de que el brote de salmonela estaría en el tomate, ha costado hasta ahora unos 450 millones de dólares a la industria agrícola.

Por su parte el Wall Street Journal informó en su edición electrónica que el Centro para el Control de la Anfermedades (CDC) analiza si el brote de salmonela pudo expandirse desde chiles jalapeños o cilantro contaminados.

De los elementos tradicionales de una salsa mexicana las autoridades estadunidenses sólo habrían dejado fuera las cebollas y la sal, ya que otro insumo básico de ese platillo, el tomate verde, está prácticamente descartado del mercado.

El Wall Street advirtió que esas sospechas ya ocasionaron cuantiosas pérdidas a la industria agrícola y ramas vinculadas, sin que unas mil 700 pruebas a tomates mexicanos y de Florida concedieran evidencias.

Richie Jackson, ejecutivo de la Asociación de Restauranteros de Texas, que representa a unos cinco mil restauranteros, dijo que “culpar a la salsa no significa nada hasta que se hable específicamente.”

La víspera, la Agencia de Salud Pública de Canadá informó que a un joven de 33 años de edad oriundo de la provincia de Ontario y que había viajado a Estados Unidos, le fue detectada el mismo tipo de salmonela que se ha encontrado en este país.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login