Washington cambia política y envía delegado a pláticas con Irán

El gobierno estadunidense enviará al subsecretario de Estado William Burns a una reunión el sábado en Ginebra entre un delegado de la Unión Europea (UE) y el negociador iraní Said Jalili, publicó el miércoles el diario The Washington Post.

En un cambio significativo de política, Washington enviará a Burns a unirse con el representante de Política Exterior de la UE, Javier Solana, en el encuentro con Jalili para demostrar la disposición de la Casa Blanca de negociar sobre las ambiciones nucleares de Irán.

Burns, el tercer funcionario en rango del Departamento de Estado, no negociará con la delegación iraní ni tendrá reuniones por separado con sus miembros, dijo una fuente de la dependencia bajo condición de anonimato.

En vez de ello, Burns expondrá la posición de la Casa Blanca de que las negociaciones serias pueden comenzar sólo después de que Irán suspenda su programa de enriquecimiento de uranio.

El enriquecimiento de uranio es un proceso mediante el cual, a partir del mineral de uranio, se obtiene material fisible que puede ser usado como combustible para reactores nucleoeléctricos o para la fabricación de armas nucleares.

Funcionarios gubernamentales han insistido en que representantes estadunidenses no se unirían ni siquiera a las pláticas preliminares con Teherán hasta que el régimen iraní detuviera el enriquecimiento de uranio, una política que el virtual candidato presidencial del Partido Demócrata, Barack Obama, ha calificado de contraproducente.

En junio, cuando Solana viajó a Teherán para presentar una propuesta de negociación, Estados Unidos no se unió a otros miembros de la coalición internacional denominada “los cinco más uno” que enviaron delegados al encuentro.

La coalición está integrada por los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Rusia y China) y Alemania.

El presidente iraní Mahmud Ahmadineyad dijo el lunes que Jalili y Solana discutirán un “calendario” de negociaciones futuras para romper el estancamiento sobre la crisis nuclear.

La coalición propuso en 2006 ampliar las relaciones económicas y políticas con Irán si ese país detenía sus actividades nucleares, pero Teherán rechazó la iniciativa y rápidamente expandió su programa.

En junio pasado, la coalición mejoró la propuesta, y la secretaria estadunidense de Estado, Condoleezza Rice, fue cosignataria de la carta al canciller iraní Manouchehr Mottaki en la que el grupo presentó la nueva iniciativa.

Este mes, Irán dio una respuesta oficial a la propuesta, si bien funcionarios estadunidenses y europeos la calificaron de ambigua.

El hecho de que la respuesta iraní fue dirigida a Rice y otros ministros es una de las razones por las que la Casa Blanca decidió enviar a Burns para que acompañe a Solana, dijeron fuentes gubernamentales estadunidenses.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login