Ahora sospechan de los chiles jalapeños y serranos

San Diego.- El gobierno de Estados Unidos descartó el jueves que el jitomate constituya el origen de un brote de salmonela que ha afectado a unas mil 200 personas, y enderezó sus sospechas hacia los chiles jalapeños y serranos crudos.

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) dijo que retiraba sus sospechas del jitomate porque los que ahora llegan al mercado ya no corresponden a las cosechas que habrían sido el brote.

“Los tomates que actualmente se encuentran en el mercado son seguros para consumirse”, dijo en conferencia de prensa el comisionado asistente para seguridad alimenticia de la FDA, David Acheson. La Asociación de Agroindustriales del Oeste estadunidense había demandado esa declaración de la FDA antes este mismo jueves.

El presidente de esa asociación, Tom Nassif, dijo que muchos agroindustriales de estados como California, cuyos tomates nunca fueron dudosos, tuvieron que dejar que sus cosechas se pudrieran o cayeran al suelo porque el temor por la salmonela cerró el mercado.

Según Achenson, “nadie dice que el tomate fue absuelto, simplemente no encontramos salmonela en las pruebas que investigamos”.

La FDA basó las sospechas contra el tomate en entrevistas del Centro para la Prevención de las Enfermedades (CDC) a personas que contrajeron la salmonela.

Aunque la CDC carecía de evidencias para apuntar al tomate, ese producto fue mencionado como común entre un número considerable de personas enfermas. Según el CDC una vez que los pacientes habrían comido lo que las enfermó, la salmonela requerirá tres semanas dentro del organismo humano para manifestarse.

Desde los primeros enfermos detectados, del 10 de abril a la fecha, han transcurrido más de 100 días.

Adicionalmente se habrían necesitado esas tres semanas para germinar en organismos humanos, más el tiempo que tuvo que pasar entre la cosecha, la distribución y la disponibilidad de tomates en el mercado.

En total son aproximadamente cinco meses durante los cuales se pierde el rastro del brote de la salmonela. Un experto en historia alimenticia de la Universidad de Yale, Ken Albala, dijo a Notimex que sería imposible ubicar con certeza un origen del brote de salmonela dentro o fuera de Estados Unidos.

“Es imposible que las autoridades descubran o lleguen al origen del brote de salmonela”, apuntó. Y añadió que “es imposible que lo hagan siguiendo la cadena de la producción a la distribución al consumidor dentro de Estados Unidos, mucho menos de una manera internacional”.

Albala dijo que “si las autoridades quisieran tener ahora un control sobre esa cadena, tendrían que invertir verdaderas fortunas; es demasiado caro, pero hablamos de un control dentro del país”.

Señaló que plantear el tema a nivel internacional “tendría un costo estratosférico”. Dijo que “la cadena alimenticia es ya tan compleja” que si entre mil laboratorios y cientos de inspectores en conjunto, alguien encontrara un solo chile contaminado “sería imposible asegurar que es el mismo brote” que enfermó a cientos de estadunidenses.

El experto dijo que un verdadero control sólo podría alcanzarse si la gente produjera y consumiera localmente porque sería posible revisar la fuente del agua, la tierra, si hubo elementos extraños al ambiente, por ejemplo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login