Antídoto de veneno varía en cada parte del mundo

VALENCIA, España. (ConCiencia) – En el primer estudio de componentes de venenos de serpientes, investigadores del Instituto de Biomedicina de Valencia pudieron confirmar que el veneno de las mismas especies de serpientes varía de acuerdo a la región geográfica.

Juan Calvete y su equipo de investigadores resaltaron que a pesar de que se conocía sobre la existencia de estas diferencias, nadie se había puesto a analizar los componentes químicos del veneno.

“Los clínicos también habían notado diferentes síntomas en accidentados por mordedura de serpiente, dependiendo de dónde se produjo el accidente”, dijo Calvete. “E incluso se ha reportado en múltiples ocasiones la diferente efectividad de un mismo antisuero cuando se utiliza en casos de mordeduras de serpientes de la misma especie pero de regiones diferentes”.

En el estudio, que aparecerá en la edición de agosto del Journal of Proteome Research de la American Chemical Society (ACS), Calvete y su equipo coleccionaron muestras de veneno de especimenes recién nacidos y adultos de crótalos, una subfamilia de serpientes venenosas (lancehead pitvipers) proveniente de dos poblaciones aisladas geográficamente en el Caribe y las regiones del Pacífico en Costa Rica.

Luego de examinar las proteínas de ambos grupos de serpientes, los investigadores encontraron que había grandes diferencias entre las serpientes provenientes de diferentes regiones.

“La variabilidad de la composición del veneno en el seno de una misma especie es fácil de justificar como un mecanismo biológico que dota al individuo de gran flexibilidad para adaptarse a ambientes cambiantes”, dijo Calvete. “El veneno supuso un factor adaptativo clave para la radiación evolutiva de las serpientes”.

Los resultados del estudio representan un descubrimiento importante en la producción de antídotos contra el veneno de serpiente.

“Un antisuero producido para neutralizar el efecto tóxico del veneno de serpientes de la localidad A puede no ser igual de efectivo neutralizando los efectos tóxicos de serpientes de la localidad B”, explicó Calvete.

Si bien se podrían producir antídotos con base en cada región, los científicos recomiendan una estrategia más simple y económica: producir antisueros que tengan eficacia en más de una toxina frente a la mezcla de diversas especies, lo que implicaría combinar los venenos de diferentes individuos de diversas localidades.

Calvete agregó que en el futuro espera que los anticuerpos frente a las toxinas de los venenos puedan producirse “a la carta”. Sin embargo, primero deberá conocer qué tipo de toxinas hay en cada veneno para poder diseñar los anticuerpos capaces de combatirlas.

“Los estudios proteómicos nos muestran la composición detallada de los venenos y representa el primer paso en esa dirección”, concluyó Calvete.

You must be logged in to post a comment Login