Registran armas tras levantamiento de prohibición

El Distrito de Columbia, inició el registro de armas tras la decisión de la Suprema Corte de Justicia que eliminó una prohibición que estuvo vigente por 32 años.

La primera arma registrada fue una Ruger .357 Magnum, que una mujer llevó envuelta el jueves pasado en una bolsa de plástico a la sección de Registro de Armas de Fuego del Departamento de la Policía.

El diario The Washington Times informó este viernes que la mujer, que se identificó sólo por su primer nombre como Amy, llegó a la 13:00 horas locales (17:00 GMT) a la oficina de la Policía e informó que llevaba una pistola en la bolsa.

La mujer fue escoltada dentro de las instalaciones, donde se le tomó una prueba escrita, se le sacaron las huellas digitales y su arma fue examinada para una prueba.

“Quería registrarme lo más pronto posible, pero quería esperar hasta más tarde del día para evitar el apuro”, dijo la mujer, que señaló que recibió el arma como un regalo hace seis años y que la había guardado fuera de Washington.

Amy fue la única de 58 solicitantes en completar el proceso, incluyendo una prueba balística del arma.

Mientras que Dick Anthony Heller, de 66 años, fue el que llevó el caso contra la prohibición de armas en el Distrito de Columbia cuando las autoridades rechazaron su solicitud para mantener una pistola en su hogar para su protección.

Al momento de registrar este jueves su Colt semiautomática calibre 45 Modelo 1911, a Heller se le informó que no podía registrar ese tipo de arma, ya que todavía es ilegal bajo la ley de la ciudad.

Tampoco pudo hacerlo con una segunda pistola porque no la traía consigo.

Una legislación aprobada esta semana por el alcalde de Washington, Adrian Fenty, y el Concejo incluye requisitos estrictos para guardar las armas.

Los propietarios deben mantener las armas en casa, descargadas, desmontadas o con seguros en el gatillo.

Estas pueden ser cargadas solamente en casos en el que el propietario considere que está en peligro inminente de un atacante en su casa.

La ciudad también mantiene la prohibición contra cierto tipo de armas semiautomáticas al incluirlas en el apartado de las ametralladoras, en una decisión que enfrenta las críticas de los grupos defensores de la tenencia de pistolas.

El Distrito de Columbia inició el jueves una amnistía de seis meses para que las personas que han mantenido armas ilegalmente en sus viviendas puedan registrarlas en las próximas semanas.

La Suprema Corte de Justicia de Estados Unidos dictaminó el 26 de junio pasado que la Constitución protege los derechos del individuo a poseer armas, en una decisión histórica que por primera vez dio claridad a la segunda enmienda constitucional.

En un fallo dividido, de cinco contra cuatro, el máximo tribunal de justicia del país, declaró que la Constitución “no autoriza la absoluta prohibición de poseer pistolas y utilizarlas para la autodefensa en la casa”.

Sin embargo, en su decisión, la Suprema Corte, sostuvo que el derecho individual de poseer una pistola “para propósitos legales tradicionales, como la autodefensa dentro de la casa”, no es ilimitado.

El dictamen reafirmó el fallo de una Corte Federal de Apelaciones de que la ley de armas del Distrito de Columbia, una de las más estrictas del país, excedió los límites constitucionales al hacer prácticamente imposible para una persona el poseer una pistola.

La decisión de la Suprema Corte fue la primera desde 1939 que atiende el ámbito de la Segunda Enmienda Constitucional y la primera en la historia en atender directamente el significado del ambiguo texto de la enmienda, que dice:

“Una bien regulada milicia, siendo necesaria para la seguridad de un Estado libre, el derecho de la gente a mantener y poseer armas, no debe ser infringido”.

Al momento de anunciar la nueva legislación y las regulaciones esta semana, el alcalde Fenty dijo que “continuaremos tomando cada paso para minimizar la violencia en el Distrito”.

“Debemos impedir que las armas caigan en las mano

{jcomments off}

You must be logged in to post a comment Login