Denuncian exiliados persistente acoso contra disidentes en Cuba

Miami.- El gobierno cubano sigue acosando a la oposición interna y ha redoblado actos de intimidación, denunció la Fundación para los Derechos Humanos de Cuba (FDHC) en un informe difundido aquí.

La FDHC aseguró que la situación no ha mejorado en la isla durante el gobierno de Raúl Castro. Precisó que la intimidación incluye secuestros temporales y destierros internos.

Omar López Montenegro, director ejecutivo de la FDHC, indicó que durante 2007 y lo que va de 2008 la situación en Cuba no registró ninguna mejoría significativa.

Entre otros incidentes, el reporte del organismo que forma parte de la Fundación Nacional Cubano Americana señaló que durante el fin de semana del cuatro de julio, fueron detenidos de manera temporal más de 200 activistas.

La operación, según el documento, formó parte de una ofensiva de acciones arbitrarias como redadas en terminales ferrocarrileras y de autobuses.

De acuerdo con la FDHC ninguno de los mecanismos legales instrumentados por el castrismo para negar los derechos a los cubanos han sido cambiados.

El organismo consideró que Cuba debe ser expulsada del Consejo de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas por su incapacidad para cumplir sus compromisos.

El gobierno de Raúl Castro firmó en febrero –cuando formalmente sucedió en el poder a su hermano Raúl- el Convenio Internacional para los Derechos Económicos, Sociales y Culturales, y el Convenio para los Derechos Civiles y Políticos.

A nivel internacional han sido encomiadas medidas anunciadas por Raúl Castro como permitir el uso de teléfonos celulares y computadoras.

Sin embargo, la campaña de hostigamiento es denunciada poco después de que la Unión Europea levantó en junio las sanciones que había impuesto a Cuba tras la ola de detenciones de 2003.

Hace cinco años, el gobierno cubano encarceló a 75 activistas en una operación que le acarreó críticas internacionales.

López Montenegro consideró que la actual ola de detenciones temporales parece estar destinada a intimidar al cada vez más activo movimiento disidente. “Hemos notado que la oposición es mucho más activa, más desafiante y con más visión y estrategia, lo cual es esperanzador”, dijo.

El director del FDHC ejemplificó que el mes pasado hubo protestas por parte de activistas que fueron detenidos brevemente por tratar de pagar con pesos cubanos en un restaurante que acepta sólo pesos convertibles.

Destacó que el gobierno cubano está tratando de asustar y crear dentro de la oposición un estado mental de que algo está por venir aunque esto último no se ha materializado.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login