Programa piloto de deportación voluntaria de indocumentados

La Oficina de Migración y Aduanas (ICE) iniciara el mes próximo un programa piloto de deportación voluntaria al que podrán acogerse solo aquellos indocumentados que no sean fugitivos de la ley ni tengan antecedentes criminales.

La Directora del ICE, Julie Myers, dijo que el propósito de lo que calificó como una auto-deportación, es permitirles a estas personas hacer los arreglos familiares o legales necesarios en los casos en que dejen familia en el país.

“Este programa les permite a aquellos que se quieran auto-deportar hacerlo de una manera organizada”, señaló Myers al hacer el anunció este domingo durante una entrevista en el programa “Al Punto” de la cadena de televisión Univisión.

Myers reveló además que desde el 2004 un total de 71 indocumentados perdieron la vida en los centros de detención del ICE en espera de ser deportados, y aunque no precisó las causas indicó que desde ese año un millón de indocumentados han estado bajo su custodia.

“Pero hay algo de lo que no se habla mucho y es que nosotros diagnosticamos a 34 por ciento de la gente a nuestro cargo, muchas de las cuales nunca habían tenido atención médica”, apuntó.

Reveló que algunas de estas personas incluso han sido sometidas a procedimientos quirúrgicos tales como transplantes de corazón y cirugía coronaria.

Respecto al nuevo programa, Myers consideró que resulta conveniente, “especialmente si corren el riesgo de que alguien llegue a sus casas o lugares de empleo”, dijo aludiendo la reciente ola de redadas que el ICE ha realizado en centros laborales a través del país.

Bajo este programa, titulado “Operación Salida Programada”, los indocumentados que así lo deseen se presentarán en cualquier oficina del ICE con sus pasaporte y otro tipo de documentos, a cambio de lo cual recibirán un periodo de gracia antes de tener que dejar el país.

“El programa se enfoca en los cientos de miles de inmigrantes que no son fugitivos, que no son delincuentes y les da la oportunidad de venir a entregarse”, dijo Myers.

El anuncio de Myers se produjo en momentos que el ICE lleva a cabo una intensa campaña de redadas en centros de trabajo en el país, sobre las cuales la funcionaria no dio cifras.

Dio a conocer empero que durante el 2007 estas redadas resultaron en la detención de cuatro mil indocumentados acusados de cargos administrativos y 863 inmigrantes y empleadores por cargos criminales.

Para Myers las redadas parecen estar teniendo un efecto, al indicar que ahora “algunos empleadores han empezado a comportarse (de acuerdo a la ley)”, aunque apuntó un creciente patrón entre los indocumentados para utilizar números de identidad de otras personas.

“Queremos implorar a la gente que no se robe las identidades de ciudadanos para obtener trabajo. Esto les puede causar daños a los ciudadanos y a los residentes permanentes y es algo que estamos persiguiendo seriamente”, advirtió.

Myers reconoció empero que los esfuerzos para atacar centros de trabajo, sumados al reforzamiento de la seguridad en la frontera, no serán suficientes para hacer frente al problema que presenta la migración ilegal.

“Pienso que necesitamos una reforma migratoria y me decepcionó mucho cuando el congreso no la aprobó el año pasado”, dijo.

Empero Myers consideró que mantener la presión sobre los empleadores constituye una política adecuada al apuntar que “uno de los grandes imanes es el trabajo”.

“Cuando hablo con la gente y me dice que han sido deportados cinco veces y les pregunto si van a regresar, me dice que sí porque hay personas que les van a dar empleo. Esto indica que necesitamos investigar y asegurarnos que aquellos que contraten a trabajadores ilegales sean enjuiciados”, precisó.

El año pasado el ICE deportó a 274 mil indocumentados, cifra que significó un aumento de más del 170 por ciento respecto de los cien mil deportados en 2006. 

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login