Campaña de la ONU contra cambio climático en su sede en Nueva York

Por Oscar Santamaría.

Naciones Unidas.- La Organización de Naciones Unidas (ONU) pondrá en marcha en agosto un plan para reducir el uso de aire acondicionado y recortar la emisión de gases de efecto invernadero, en el marco de su lucha contra el cambio climático.

Este programa piloto de ahorro de energía se llama “Cool UN” (algo así como “Refrescando la ONU”) y comenzará de manera oficial este viernes. Si da buenos resultados, tal y como se espera, está previsto que se extienda durante todo el año.

El secretario general del organismo, Ban Ki-moon, señaló que “hemos tenido éxito en situar la lucha contra el cambio climático en lo más alto de la agenda internacional, y esto significa que la propia ONU tiene que hacer algo concreto en este tema”.

“Debemos dar ejemplo, y si pedimos a los otros que actúen, nosotros debemos hacerlo primero”, afirmó.

El secretario general de la ONU está personalmente detrás de esta iniciativa, que fue presentada este miércoles, y que consistirá básicamente en subir la temperatura en el interior del complejo de la ONU en Nueva York, tanto en el edificio de la Secretaria como en la Asamblea General.

De acuerdo al plan anunciado, los termostatos en el primer edificio, de 39 plantas, se subirán de 22.2 grados centígrados a 25 y en el resto de la sede de los 21.1 a los 23.9 grados.

Además, durante los fines de semana se apagaran los sistemas de ventilación y aire acondicionado de todo el complejo, salvo aquellos equipos que por razones de seguridad o técnicas deben seguir funcionando.

De forma paralela, bajo esta nueva iniciativa se pide a los trabajadores del organismo –unos cinco mil- que adopten un nuevo “código de vestir” que consista en ropa más ligera, dejando los sacos y las corbatas en el armario.

Los expertos estiman que con el programa “Cool UN” se dejarán de emitir durante este mes unas 300 toneladas de dióxido de carbono y el organismo se ahorrará unos 100 mil dólares, una cantidad que subiría hasta un millón de dólares si el plan se extendiera durante todo el año.

Durante los meses de invierno, el plan sería al contrario. Es decir, se bajaría la temperatura del sistema de calefacción y los funcionarios deberían vestir de forma más abrigada.

El cuartel general de la ONU, con 50 años de existencia, verá como comienzan en un par de meses las primeras obras de renovación que se llevan a cabo en su interior y que con un presupuesto de casi dos mil millones de dólares durarán unos cinco años.

Una vez acabadas, el edificio –actualmente en un estado de visible deterioro, con un anticuado sistema de emergencias, goteras y otras fallas de funcionamiento diario- será más ecológico y moderno, aunque por fuera seguirá siendo el mismo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login