Conmoción en Argentina por captura de psicólogo pederasta

Buenos Aires.- La sociedad argentina vive una conmoción luego de que se desbarató una banda de pedófilos que era manejada por el prestigiado psicólogo Jorge Corsi, especialista en violencia familiar y con fama internacional.

Hasta la semana pasada, Corsi era un reconocido psicólogo de 62 años, director de la especialidad en Violencia Familiar de la Universidad de Buenos Aires y fuente permanente de consulta en el área, tanto en el país como en el extranjero.

Pero en las primeras horas del jueves anterior, Corsi fue detenido en su casa, acusado de formar parte de los “boyslovers”, una banda integrada por Augusto Correa, Marcelo Rocca y Pablo Agustín López, todos ellos mayores de edad.

El “modus operandi” de los pedófilos consistía en buscar a menores de edad en los cibercafés, hacerse amigos de ellos, generarles confianza e irlos disponiendo de a poco para participar en “fiestas sexuales” que eran grabadas y luego subidas a internet.

Los encuentros se realizaban en el departamento de Corsi, quien, cuando le preguntaban sobre la continua presencia de niños en su edificio, aseguraba que eran sus sobrinos.

La investigación comenzó el año pasado, cuando una de las víctimas, de sólo 14 años, les confesó a sus padres el reiterado abuso sexual que venía sufriendo por parte de la banda.

Después de más de un año en el que se pudieron reunir las pruebas suficientes para acusar a la banda de por lo menos 10 casos de abuso, se llevó a cabo la detención de Corsi, Correa y Rocca, ya que López se mantiene prófugo.

El caso tiene aristas dolorosas, ya que López, de 21 años, fue víctima de Rocca cuando era un niño y cerró el círculo de violencia que había sufrido sumándose a la banda para ayudar a captar a más menores.

La comunidad sicológica de este país aún no sale de su estupor, ya que Corsi era uno de sus principales referentes, formador de generaciones de especialistas.

En sus libros, el psicólogo insistía en la “doble fachada” que utilizaban los abusadores para disasociar sus conductas y presentar una cara amable en público y una violenta en privado, sin tener conflictos internos.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login