Reivindica Lugo Teología de la Liberación y opción por los pobres

Por Julio Wright.

Asunción.- El presidente de Paraguay, el ex obispo Fernando Lugo, reivindicó los fundamentos de la Teología de la Liberación y asumió el compromiso de trabajar por los más pobres de su país en sus cinco años de gobierno.

En su discurso de toma de posesión, Lugo defendió además su creencia cristiana y aseguró al derramar algunas lágrimas que “este laico eternamente estará agradecido a la Iglesia católica y seguirá profesando su fe”.

El jefe de Estado, quien recibió la dispensa de El Vaticano para ser mandatario tras renunciar en 2006 a su ministerio, recordó que cuando se inclinó por el sacerdocio “opté preferentemente por aquellos que la historia ha dejado en la exclusión”.

Lugo citó los nombres del brasileño Leonardo Boff y el peruano Gustavo Gutiérrez Merino, considerados como los representantes más destacados de la Teología de la Liberación, corriente de la Iglesia católica que surgió después del Concilio Vaticano II.

El gobernante, el número 51 en la historia de Paraguay, recordó el paisaje social que lo llevó a inclinarse por el sacerdocio en una iglesia comprometida con los excluidos de este país, donde más del 60 por ciento de sus 6.1 millones de habitantes vive en la pobreza.

El nuevo mandatario, quien rindió este viernes juramento para un mandato de cinco años tras ganar los comicios del pasado 20 de abril, afirmó además que “empezó la intensidad de nuestra tarea” e indicó que su gestión estará marcada por el “liderazgo colectivo”.

Aseveró que impulsará una educación “para el cambio social con una irrestricta defensa de los derechos humanos” que le permita al país tener una economía sustentable con equidad y afrontar los fenómenos mundiales que regulan el mercado.

“Hoy termina un Paraguay exclusivo, un Paraguay secretista, un Paraguay con fama de corrupto. Hoy inicia un Paraguay donde las autoridades serán implacables contra los ladrones”, aseveró el mandatario.

En un discurso de 45 minutos de duración, Lugo indicó que trabajará en forma incansable para que en su país “nunca más exista inequidad” y para lograr la implementación de una economía sustentable que tenga coherencia de equidad socioeconómica.

“Renuncio a vivir en un país donde unos no duerman porque tienen miedo y unos no duerman porque tienen hambre”, precisó el ex obispo en una alocución marcada con un fuerte tono social y de reivindicación por los más pobres.

El presidente Lugo precisó que durante sus cinco años de administración implementará “acciones reductoras de los factores que generan pobreza” y aseveró que “la responsabilidad social ya no será un discurso cosmético”.

El nuevo jefe de Estado, quien vistió una sencilla camisa blanca cuello Mao, pantalón gris y calzó sandalias, valoró además la Alianza Patriótica para el Cambio que lo postuló como candidato presidencial y lo llevó al triunfo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login