.Afirma Hinojosa que cuentos deben tener humor, exageración y absurdo.Por Edelmiro Franco. Corresponsal.

Bogotá, 25 Ago (Notimex).- El juego, el humor, la exageración y
lo absurdo son los principales elementos que un autor debe tener en
cuenta al momento de escribir un cuento para niños, aseguró hoy aquí
el escritor mexicano Francisco Hinojosa.

El narrador indicó en entrevista con Notimex que cuando un
cuentista está frente a una página en blanco para escribir una
historia infantil debe tener en cuenta algunos ingredientes
indispensables, como “que los personajes llamen a la complicidad de
lector”.

Muchos personajes son tan atractivos que pueden hacer que el
niño se identifique con él y son ingredientes que hacen que un libro
pueda funcionar, consideró Hinojosa.

Mencionó que otro elemento fundamental que un escritor debe
tener presente es el respeto al lector, ya que “antes los libros
estaban llenos de ñoños, llenos de diminutivos, adjetivos,
concesiones que sólo hacían sentir al niño como un tonto”.

Hinojosa fue invitado a Bogotá por el Fondo de Cultura Económica
(FCE) de México para que el pasado fin de semana compartiera sus
historias con niños y adultos en el Centro Cultural “Gabriel García
Márquez”, de la capital colombiana.

Para el autor de “El sol, la luna y las estrellas”, “La vieja
que comía gente” y “Cuando los ratones se daban la gran vida”, la
literatura “no sirve para enseñar o para dar una moraleja”.

“Antes existía el género de la fábula, donde el autor ponía
conscientemente las acciones en la boca de personajes animales, que
representaban las acciones que podrían hacer los humanos. Ahora ésto
no funciona”, advirtió el escritor mexicano.

Considerado uno de los escritores más importantes en literatura
infantil de habla hispana, Hinojosa añadió que “para enseñar ecología
hay que hacer textos que enseñen ecología, no engañar a los niños a
través de un cuento”.

“Los niños huelen que los estamos engañando. Los autores no son
sicólogos malévolos que estamos diciéndoles toma esto para que te
diviertas” y por abajo, en realidad, lo que quiere es darle una
enseñanza de civismo”, aseguró.

El narrador mexicano enfatizó que “a los niños hay que mirarlos,
como decía Sigmund Freud, como un perverso poliformo y no como
alguien al que se debe proteger por sobre todas las cosas del
exterior”.

“Yo creo que hay que saber muy bien cómo se puede incentivar la
imaginación de los niños a través de cuentos que tengan que ver con
su vida”, precisó.

Hinojosa acotó que, en este sentido, las instituciones escolares
y las ferias de libros tienen un papel muy importante, “pero el caso
más lamentable tiene que ver con los maestros”.

Aseveró que “hay maestros que tienen un fervor por la lectura
digno por reconocer, pero la gran mayoría no ha leído un libro y no
le interesa. Esa es una realidad muy fuerte en México y América
Latina”.

Mencionó que está realizando talleres a “los maestros de los
futuros maestros, y en esta experiencia me he enfrentado a
situaciones como saber que la mayoría de ellos nunca se han leído un
libro de literatura ni un poema”.

La lectura que predomina en los maestros, según su experiencia,
son los textos de investigación o de pedagogía relacionados con su
profesión, “pero si uno les pregunta por la lectura de un poema dicen
¨y qué es eso?”.

© 2006-2008 Notimex, Agencia de Noticias del Estado Mexicano

You must be logged in to post a comment Login