Revela hija de Margaret Thatcher demencia de la “Dama de Hierro”

Londres.- Margaret Thatcher ha sufrido de demencia durante al menos siete años, reveló su hija en la primera admisión pública de la enfermedad de la ex primera ministra, informó el lunes el diario británico The Times.

Carol Thatcher dijo que la memoria de su madre está fallando y que a veces lucha para terminar oraciones, pero tiene destellos de su “antigua personalidad, particularmente cuando se mencionan eventos del pasado”.

La hija de la ex primera ministra detalle en un libro de memorias el debilitamiento de los poderes mentales de su madre. La muerte de Denis Thatcher en 2003 fue “realmente terrible” ya que Margaret Thatcher “olvida constantemente que (su esposo) está muerto”, indicó Carol.

“Cada vez que finalmente comprendía que había muerto quien fue su esposo durante más de 50 años, ella me veía tristemente y decía ‘Oh, ¿estábamos allí todos?’”, añadió.

Margaret Thatcher, de 82 años de edad, recibió el consejo de dejar de hablar públicamente por motivos de salud poco antes de la muerte de su marido. Aunque es ampliamente conocido que ha tenido una serie de infartos cerebrales, su demencia ha sido mucho menos publicitada.

Las primeras señales se hicieron patentes cuando tenía 75 años de edad, de acuerdo con su hija, quien refiere que la mujer que durante su gobierno de 1979 a 1990 era conocida como “Dama de Hierro” confundió los conflictos de Bosnia y de las Malvinas durante un almuerzo en 2000.

“Casi me caí de mi silla. Mirando su lucha con sus palabras y su memoria, no podía creerlo. Siempre había pensado en ella como alguien sin edad, sin tiempo, cien por ciento de hierro y a prueba de daños. El contraste fue más impactante porque ella siempre tuvo una memoria como de un sitio web”, narra Carol Thatcher.

En el libro, publicado en partes por el periódico The Mail on Sunday, Carol Thatcher añadió: “A partir del día fatídico de nuestro almuerzo, señales delatoras de que algo pasaba comenzaron a emerger”.

“Cuando antes uno nunca tenía que decirle las cosas dos veces, porque ella ya lo había registrado en su formidable banco de memoria, mamá comenzaba a hacer las mismas preguntas una y otra vez, inconsciente de que lo hacía”, apuntó.

“Podía ser algo trivial, como ¿A qué hora llega mi carro? o ¿cuándo me toca ir con el peinador?, pero el hecho de que necesitaba repetirlo abrió un capítulo espantoso en nuestras vidas. Tuve que aprender a ser paciente, y a reconocer que ella tenía una enfermedad”, continuó.

Consideró que “eso es lo peor sobre la demencia. Las víctimas se ven y actúan normalmente pero bajo el exterior familiar algo diferente está sucediendo. Están en otro mundo y nadie puede entrar”.

En los malos días Thatcher “apenas puede recordar el principio de una frase para cuando llega al final de ella”.

“Nos tomó tiempo darnos cuenta de que no podía recordar un título del periódico que acababa de leer, o lo que había desayunado en la mañana”, dijo la hija de la ex primera ministra.

“Pero cuando un amigo le preguntó casualmente ‘Oh Margaret, ¿recuerdas el racionamiento?, ella detalló durante 10 minutos sus consejos de hija de tendero sobre cómo mejorar alimentos enlatados”, agregó.

Margaret Thatcher tiene un chofer, un guardia de policía, un asistente personal y “otros devotos leales”. Aunque ella mantiene en general un bajo perfil, ocasionalmente regresa al primer plano para demostrar su estatura icónica y su capacidad para causar controversia.

Estuvo en la portada de la revista Vogue este verano y en septiembre pasado desconcertó al líder conservador David Cemeron cuando regresó a Downing Street como invitada del actual primer ministro Gordon Brown.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login