Regresa a Venecia un maestro de Hollywood: Jonathan Demme

VENECIA (AFP) – El célebre cineasta estadounidense Jonathan Demme, autor de la oscarizada película el “Silencio de los Corderos”, regresó este miércoles a la Mostra de Venecia para competir con un filme tenso, sobre los conflictos familiares y los fantasmas en la víspera de una boda.

Tras la realización de numerosos documentales, el cineasta estadounidense, activista de los derechos humanos y director de 25 películas, entre ellas “Philadelphia” y “The Manchurian candidate”, regresa a dirigir, con el estilo de un documental casero, un filme de ficción, ambientado en una familia burguesa de Connecticut.

Interpretado por una magnífica y aplaudida Anne Hathaway, la ñiña buena en el taquillero filme “El diablo viste Prada”, la película, que lleva el título “Rachel Getting Married”, narra el impacto que genera la llegada de la joven Kim de un centro de desintoxicación para asistir al matrimonio de su hermana, Rachel.

“Se trata del papel más complejo que he interpretado en mi carrera”, confesó la actriz, entre las pocas estrellas de Hollywood que este año han desfilado por el tapete rojo del Lido veneciano.

Demme, que en los últimos años se ha dedicado a dirigir y producir documentales, entre ellos uno sobre el regreso de los damnificados del huracán Katrina y otro sobre Bob Marley, que saldrá en febrero del 2010, emplea también la música para describir sentimientos encontrados.

El odio, el amor, los celos y el rencor que dominan en la familia y sus allegados emergen frente a una figura desestabilizante y caprichosa como Kim, sumergida por la culpa tras haber causado a los 16 años la muerte en un accidente de automóvil del hermano pequeño.

La película compite por el León de Oro junto con otros 20 títulos, entre ellos el dibujo animado japonés para niños “Ponyo on the Cliff by the Sea”, del maestro Hayao Miyazaki, creador de la serie de televisión “Heidi”.

La bella historia de un pez, una metáfora de la Sirenita de Andersen, que desea ser humano para salvar el planeta, arrancó elogios de los críticos y figura entre las favoritos al máximo galardón, que en los últimos tres años ha sido otorgado al cine asiático.

Según la clasificación del diario del festival Ciak, que consulta a los 10 mayores críticos de cine italianos, la historia de Ponyo figura entre las preferidas tanto por el público como por la crítica.

“Es la respuesta a las incertidumbres del presente”, declaró el mago de la animación, de 67 años, habitualmente alérgico a los festivales.

Otra película, la primera que compite en Venecia por Etiopía, “Teza”, del maestro de cine africano Haile Gerima, sobre las ilusiones de un cambio social en ese país, figura también entre las favoritas a obtener un premio al lado de del italiano formado en Argentina, Marco Bechis, quien denuncia el genocidio de los indios guaraníes en Brasil y el enfrentamiento con los grandes propietarios de plantaciones.

You must be logged in to post a comment Login