Guatemala quiere moratoria de redadas y deportaciones

Por Pablo Palomo Reyna.

Guatemala.- El gobierno de Guatemala aspira lograr un acuerdo con Estados Unidos para detener, al menos en forma temporal, las redadas y deportaciones que afectan a miles de guatemaltecos, informó el canciller Haroldo Rodas.

En declaraciones a Notimex, el ministro Rodas indicó que el objetivo del gobierno del presidente Alvaro Colom es pugnar ante la administración estadunidense por una reforma migratoria “que trate el problema (de la migración) de forma integral y no aislada”.

Destacó que se trabaja en este propósito con países involucrados en el tema migratorio, como México y Centroamérica, “independientemente de quién encabece el próximo gobierno en Estados Unidos”, en alusión a los comicios presidenciales de ese país en noviembre próximo.

Rodas puntualizó que mientras asume el nuevo gobierno de Washington y se renuevan las gestiones del tema de la política migratoria integral, Guatemala aboga por una moratoria en las deportaciones de guatemaltecos asentados en Estados Unidos.

“Nosotros (el gobierno guatemalteco) estamos planteando, por medio de nuestro embajador ante la Casa Blanca, una moratoria”, y aspiramos a obtener este acuerdo en el que también insistió el presidente Colom en su reciente visita a ese país, aseveró.

Dijo que las redadas y consiguientes deportaciones de trabajadores indocumentados “es un tema bastante complejo para todos, pero especialmente para México y los países centroamericanos”, cuyos ciudadanos indocumentados son los más afectados.

“Estamos viendo una situación verdaderamente lamentable en Estados Unidos con las redadas y el trato que reciben” los indocumentados detenidos, quienes después son expulsados a sus países de origen.

Desde que las autoridades estadunidenses endurecieron su política migratoria, con la justificación de la seguridad nacional y la lucha contra el terrorismo internacional, han aumentado en forma significativa el número de deportaciones.

Los guatemaltecos que residen de manera ilegal en Estados Unidos han sufrido los rigores de las deportaciones masivas y las expulsiones instantáneas, tras pasar días y hasta meses detenidos.

De acuerdo con datos de la Dirección General de Migración (DGM) de Guatemala, las autoridades de Estados Unidos deportaron entre el 1 de enero y el 4 de septiembre pasado a 18 mil 505 guatemaltecos.

El vocero de la DGM, Donald González, dijo a Notimex que la cifra de los deportados -quienes llegan a Guatemala, vía áerea, a veces esposados-, durante todo 2007 fue de 23 mil 62 personas, en tanto que la del 2006 se ubicó en 18 mil 305.

El número de deportaciones de guatemaltecos en los últimos tres años, cuando según los observadores internacionales y activistas humanitarios se entró en una “criminalización” del fenómeno migratorio, es muy superior a periodos previos.

En 2004, el número de expulsiones desde el país norteño fue de siete mil 29 guatemaltecos indocumentados, en 2005 subió a 11 mil 512, en una tendencia que creció en los siguientes años.

El canciller admitió que como consecuencia de la falta de oportunidades en los países de origen, como Guatemala, sectores de la población emigran “en busca de mejores horizontes de vida, no se van de sus países por gusto”.

Datos de la Organización Internacional para las Migraciones establecen que en Estados Unidos viven 1.3 millones de guatemaltecos, la mayoría -alrededor del 70 por ciento- en condición de indocumentados.

Los guatemaltecos que laboran en Estados Unidos enviaron el año pasado en remesas familiares cuatro mil 129 millones de dólares, un monto que no se había alcanzado antes. Los ingresos por remesas también se mantienen en alza desde el 2000.

Las remesas, que representan más del 8.0 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) en Guatemala, han ayudado a aliviar la pobreza de miles de familias en el país, que cuenta con unos 13 millones de habitantes, en su mayoría afectados por la pobreza y la pobreza extrema.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login